El cambio climático en campaña electoral: qué propone cada partido en su programa

Manifestación 15M climático en Madrid. Foto: Eduardo Robaina.

No todos los partidos parten con el mismo compromiso por revertir la situación, y alguno incluso niega el desastre ambiental.

Este ha sido el año en el que miles de jóvenes de todo el mundo se han puesto en pie frente a la inacción de los gobiernos en la lucha contra el cambio climático. Las reivindicaciones han servido para poner más en el foco la importancia de las consecuencias del calentamiento global. Lo han gritado en cada una de las diversas manifestaciones multitudinarias: “No hay planeta b”.

Según un reciente estudio elaborado por el Observatorio Iberoamericano de Cambio Climático y Desarrollo Sostenible de La Rábida (Huelva), en la Unión Europea un 92% de la ciudadanía considera el cambio climático un problema “serio”. Con varias citas electorales en los próximos meses, el reto de abordar las consecuencias climáticas será fundamental para las próximas generaciones. Sin embargo, no todos los partidos parten con el mismo compromiso por revertir la situación, y alguno incluso niega el desastre ambiental. En La Marea hemos extraído las medidas climáticas que recogen en su programa electoral los partidos que en un principio iban a participar en el debate en televisión. Estas no incluyen la memoria económica, por lo que quedan reflejadas únicamente las propuestas que tomarían en el caso de gobernar pero no el cómo las asumirían.

Partido Socialista Obrero Español (PSOE)

Una de las primeras y más simbólicas medidas de Pedro Sánchez tras llegar a La Moncloa en julio de 2018 fue cambiar el nombre de la cartera de Medio Ambiente por el de Transición Ecológica. Con el objetivo de seguir cuatro años más en el poder, el cambio en el modelo energético será una de las “prioridades” de los nuevos Presupuestos Generales del Estado, según aseguran en su programa.

En dicho documento, apuestan por impulsar un Green New Deal, es decir, un contrato social «que nos permita hacer frente a la necesaria transición energética mediante el fomento de las energías renovables, del autoconsumo y de la creación de empleo en este sector”. Para ello, mantienen los objetivos marcados durante esta legislatura de reducir un 20% las emisiones de gases de efecto invernadero y de un 90 para 2050. Para 2030, pretenden que el consumo de energía final sea de un 35%, con al menos “un 74% de generación de electricidad de origen renovable», llevando a cabo, además, una reducción del coste de utilización de las energías renovables al precio de la electricidad y con un calendario de cierre de todas las centrales nucleares. En la línea de lograr la descarbonización, establecen la aprobación de una nueva Ley de Industria mediante un Pacto de Estado con participación de los agentes sociales, en busca de “dar cumplimiento al objetivo de la UE de incrementar al menos hasta el 20% el peso de la industria en el conjunto del PIB español”.

Para impulsar la transición energética, reducir la contaminación y alcanzar la sostenibilidad medioambiental, los socialistas optan por una política económica “marcadamente europeísta” con medidas como fomentar una fiscalidad medioambiental o aprobar una Estrategia de Economía Circular que reduzca a cero los residuos.

En el apartado de movilidad, el PSOE desarrollaría el Plan Estratégico de Apoyo Integral al Sector de la Automoción 2019-2025 con el que “garantizar el futuro de un sector clave en nuestro país y anticipar las medidas para apoyarlo en su proceso de transición hacia un nuevo modelo de movilidad sostenible, conectada e inteligente”. En la misma dirección, acompañarán el Marco Estratégico de Energía y Clima con la elaboración de la Estrategia de Movilidad Sostenible.

Estas propuestas climáticas llegan hasta la Política Agraria Común (PAC), que conservaría su partida presupuestaria actual con la intención de “afrontar los nuevos retos relacionados con la preservación de la biodiversidad y el cambio climático, sin menoscabo de la rentabilidad de sus explotaciones”, y que incluiría la adopción de un Plan Estratégico Nacional de Agricultura. Para evitar los efectos del calentamiento global, incluyen en sus compromisos una política del agua que incluya la finalización de un Libro Verde sobre su gobernanza, creando, además, un Plan Nacional de Depuración, Saneamiento, Eficiencia, Ahorro y Reutilización del Agua.

Partido Popular (PP)

El Partido Popular dedica a la lucha contra el calentamiento global un total de ocho medidas dentro del apartado Energía y Cambio Climático.

Una de las propuestas consiste en impulsar una reducción de emisiones para hacer cumplir los objetivos marcados por España para el año 2030, aunque “teniendo en cuenta las circunstancias económicas, industriales y de aislamiento energético de España”. Para ello, darán preferencia a las opciones energéticas que cumplan con los objetivos de reducción de emisiones al menor coste posible, “asegurando que la energía de hogares y empresas es la más asequible en cada momento”. Asimismo, se potenciaría la relación entre todas las administraciones y la industria para levantar acciones en materia de contaminación, clima y energía evitando rupturas de la unidad de mercado y desigualdad entre españoles.

Si Casado gobernase, aprobaría un Plan Nacional de Energía y Clima 2021-2030 que fije las políticas y medidas que deben aplicarse para alcanzar los objetivos acordados en la Unión Europea, teniendo en cuenta a los sectores más vulnerables por la transformación a una economía baja en carbono. También impulsaría un Pacto de Estado para conseguir un mix energético estable a 40 años “que permita cumplir los objetivos de seguridad del suministro, cambio climático y precio de la energía”, así como el Plan Talento Energía y Clima, por el que potenciaría “la financiación de la I+D+i en transición a una economía verde y adaptación al cambio climático”.

Aunque confirman la necesidad de aprovechar las opciones renovables “que ya son competitivas”, no renunciarían “a otras tecnologías que aún son útiles a nuestro país”. Apuestan por trabajar con el resto de países europeos para dotar a nuestro país “de las infraestructuras de conexión que nos permitan acceder en condiciones de igualdad a los mercados europeos” que dé pie a “una energía asequible y competitiva”.

Aunque no recogen ninguna medida en autoconsumo, sí señalan que eliminarán los impuestos de generación e impulsarán políticas encaminadas en la reducción del precio de la luz de los hogares y empresas.

En el apartado de la movilidad sostenible, el partido liderado por Pablo Casado rechaza las prohibiciones a los vehículos de combustión, teniendo que ser “la evolución tecnológica y las decisiones de los consumidores los marquen el ritmo de sustitución de unas tecnologías por otras”. Por contra, recogen ayudas para la instalación de infraestructuras de recarga y los recursos destinados a la financiación de vehículos eléctricos.

Se aprovechará, afirman, aquellos ingresos adicionales obtenidos del aumento de los derechos de emisión de CO2 en los mercados europeos para regular la fiscalidad de la energía, “rebajando así en cada momento del tiempo la factura energética de la industria”.

Podemos

El partido liderado por Pablo Iglesias asegura querer situar a España en la vanguardia de la lucha contra el cambio climático, implicando a «niñas, niños y adolescentes a través de la formación sobre estas materias en los currículos».

Para ello, incluye en su programa electoral el Plan Horizonte Verde. El objetivo fundamental del documento será la “transformación masiva de nuestro sistema productivo” mediante la reducción de la producción eléctrica basada en combustibles fósiles a la mitad en una década y alcanzar el 100% de la producción de fuentes renovables en 2040“. Entre las metas propuestas, está el cierre de las centrales de carbón antes del final de 2025 y de las centrales nucleares antes del final de 2024. En este sentido, garantizará por ley la creación de dos empleos “con condiciones laborales idénticas o mejores en la misma comarca” por cada uno que se pierda del sector de los combustibles fósiles. Asimismo, se establecerá una línea de ayudas directas a la inversión en pequeñas y medianas instalaciones renovables, y una regulación que favorezca las instalaciones de autoconsumo compartido, aunque esta última ya ha sido regulada recientemente por el Gobierno.

Para potenciar esta transición, Podemos recoge la creación de una Vicepresidencia de Transición Ecológica y Nuevo Modelo Industrial que dirija y coordine estas reformas con el resto de las Administraciones y agentes sociales.

Otra de sus propuestas estrellas es la creación de una empresa pública de energía, además de la recuperación de la gestión pública de las centrales hidroeléctricas. En ese mismo sentido se posicionan con el agua, incluyendo la prohibición de hacer negocio con ella y hacer su gestión pública.

Podemos incluye también un plan de rehabilitación de edificios para la eficiencia energética que “permitiría reducir hasta un 50% de la factura de la luz y un promedio de reducción de 400€ anuales por hogar” y con la que se lograría una reducción de emisiones del 50% en 2030 y del 90% en 2040 respecto a las emisiones actuales, aseguran.

En cuanto a movilidad, defienden un aumento de hasta el 25?% de coches eléctricos o que funcionen con otras tecnologías alternativas a los combustibles fósiles en los turismos vendidos en España en 2025 y hasta el 70% en 2030 “para aproximarse al objetivo del 100% en 2040”. Esto vendría acompañado de la creación de una red inteligente de infraestructuras de recargas y de ayudas a la compra de este tipo de vehículos que cubriría hasta un 20% del precio de adquisición. Se hace también a un plan de inversiones que aborde un transporte ferroviario de calidad con el objetivo de “atender la demanda de transporte de tren todos los municipios de más de 200.000 habitantes en 2030. En la línea de fomentar el transporte público, la formación morada quiere crear una tarjeta única de transporte “gratuita para menores de 26 años y a un precio asequible para el conjunto de la población”.

Al igual que sucede en Madrid, Podemos busca extender el modelo de Madrid Central a otras ciudades con problemas de contaminación en colaboración con las Administraciones competentes y “apoyando un modelo de calidad y asequible del transporte público, la bicicleta y nuevas formas de movilidad”.

En el apartado agrícola, la medida más destacada pasa por la elaboración de una Política Agrícola Común “más justa” y que sea lanzadera para la transición ecológica y el futuro del medio rural.

Ciudadanos

Cinco días después del inicio de la campaña electoral, la formación de Albert Rivera ha presentado su programa electoral, en el que se incluye el capítulo ‘Cuidar nuestro país para nuestros hijos y nuestros nietos’, con nueve puntos sobre medio ambiente y cambio climático.

En este documento apelan a la «innovación y competitividad para hacer frente al cambio climático». Para ello, proponen una Ley de Cambio Climático y Transición Energética cuya finalidad será no depender de los combustibles fósiles y con la meta de tener un modelo basado en las energías renovables en 2050. Asimismo, apuestan por incluir un modelo de subasta para la introducción de las energías verdes basándose en «criterios de eficacia tecnológica y eficiencia económica y su programación con un calendario estable». Además, hacen hincapié en un marco jurídico «estable» que permita a los inversores en tecnologías renovables tener una «adecuada rentabilidad».

Ciudadanos recoge en su programa la reforma del sistema de tarifa eléctrica mediante la aprobación de un Estado del Consumidor Electrointesivo, así como el aumento de los mecanismo de compensación de costes de emisiones de gases de efecto invernadero.

Otra de las propuestas pasa por la despolitización del Consejo de Seguridad Nuclear, reformando el método de elección de sus miembros y alcanzar así la «independencia y credibilidad de este organismo regulador».

Al igual que Podemos, llevan entre sus compromisos la rehabilitación de viviendas, concretamente, 300.000 al año. Estas se construirían bajo estándares de “consumo casi nulo”, mantienen. Del mismo modo, la formación naranja propone una Ley de Economía Circular que ayude a «reducir al mínimo los residuos a vertedero», aplicando medidas como la prohibición de los productos de plástico de un solo uso.

En cuanto al agua, recogen la actualización del Plan Hidrológico Nacional, «adaptándolo al reto del cambio climático y escenarios 2030-2050».

Ya en el capítulo ‘Vivienda, infraestructuras y movilidad: políticas efectivas y sensatas’, el partido liderado por Albert Rivera quiere aplicar una «movilidad sin contaminación» donde España lidere la industria de las baterías y los vehículos cero emisiones. Además, llevarán a cabo una renovación del parque automovilístico privado por modelos menos contaminantes, impulsando la instalación de infraestructuras de recarga de vehículos eléctricos. En cuanto al transporte público, Ciudadanos aboga por renovar tanto el parque móvil como los vehículos para que estos sean 100% sostenible.

VOX

Entre sus ‘100 medidas para la España Viva’, el partido de extrema derecha no hace mención alguna a los efectos del cambio climático ni a sus causas, ni mucho menos a medidas para frenarlo. El partido es negacionista en este tema y su presidenta en Madrid, Rocío Monasterio, lo ha llegado a catalogar como «camelo climático».

Además, la única referencia que se hace en el documento en materia energética es al desarrollo de un Plan de la Energía “con el objetivo de conseguir la autosuficiencia energética de España sobre las bases de una energía barata, sostenible, eficiente y limpia”.

aportacion la marea

Eduardo Robaina

Periodista que saca fotos. De Canarias.

PUBLICIDAD
Banner
Comentarios

3 respuestas a “El cambio climático en campaña electoral: qué propone cada partido en su programa”

  1. No os molestéis en poner los programas medioambientales de la derecha española que los lectores de La Marea ya nos los imaginamos.

  2. Además de Podemos, es Pacma quien más atención y compromiso tiene hacia posibles soluciones del grave problema que supone el cambio climático.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

PUBLICIDAD
Banner