lamarea.com

domingo 17 diciembre 2017

Opinión

La gran estafa del rescate a la banca

“No se ha rescatado a toda la banca, ni mucho menos. Se ha rescatado solo a sus propietarios, que no es lo mismo”, sostiene el autor.

15 septiembre 2017
12:06
Compartir
La gran estafa del rescate a la banca
Manifestación contra Bankia. FERNANDO SÁNCHEZ

El Banco de España ha publicado esta semana su informe anual en el que estima el coste de las ayudas públicas a la banca. Este documento, con datos correspondientes al 31 de diciembre de 2016, eleva las ayudas en forma de capital otorgadas por el FROB (organismo del Estado) a 54.353 millones de euros, de los cuales solo se han recuperado 3.873 millones, lo que supone el 7,1%. Para que nos hagamos una idea de esta cantidad, desde 2010 hasta 2015 se han recortado 78.000 millones de euros en educación, sanidad, vivienda, desempleo, cultura e investigación.

La institución estima que se espera recuperar un total de 14.275 millones de euros. Sin embargo, hace apenas un año, el FROB fijaba esta cifra en 16.000 millones, lo que demuestra que las expectativas son aún peores, y no sabemos cuánto más pueden empeorar. Tampoco debemos olvidar que las ayudas a la banca no solo han tenido la forma de capital, por lo que el dinero público comprometido ha sido muy superior al de las cantidades citadas.

De hecho, recientemente el Tribunal de Cuentas cuantificó el volumen total de dinero público que hemos comprometido todos los ciudadanos: 251.563 millones de euros, una cantidad astronómica equivalente a la cuarta parte de lo que genera la economía española en un año. Esta cantidad incluye no solo las aportaciones de capital (dinero entregado a la banca con la intención de que sea permanente), sino también los avales (respaldo de lo público en caso de que las cosas se le pongan feas a la banca), garantías por la compra de entidades y determinados créditos extraordinarios en algunos procesos de reestructuración. Si bien parte de ese dinero ha sido devuelto y no supondrá pérdidas, llama la atención que ninguna otra empresa privada haya recibido un trato similar.

A todo ello, además, habría que sumarle dos tipos de ayuda pública que oficialmente no son consideradas tales: protección de todos los depósitos bancarios hasta el valor de 100.000 euros y las inyecciones de liquidez, tanto estatales como europeas. Ambos mecanismos son claras ayudas públicas, porque si el Estado no se comprometiera a respaldar con dinero público los depósitos bancarios, la gente temería por sus ahorros y las entidades bancarias habrían sufrido ya hace tiempo importantes retiradas de dinero. Lo mismo ocurre con las inyecciones públicas de liquidez: si no fuese por ese fácil y recurrente acceso a la liquidez otorgada por organismos públicos, todas las entidades habrían tenido que echar el cierre. La cuantificación de todas estas ayudas supera con creces el billón y medio de euros.

Según datos de Eurostat, en 2015 España era el tercer Estado de toda la Unión Europea con más volumen de garantías en vigor, concedidas al sector financiero como porcentaje sobre el PIB (12,45%), solo superada por Irlanda y Grecia (13,3% y 24,3%, respectivamente). Y según un informe del Banco Central Europeo con datos disponibles hasta 2015, solo cinco países de la Eurozona registraban hasta entonces un coste superior al del rescate bancario español: Irlanda (26,7% del PIB), Grecia (12,7%), Eslovenia (10,9%), Chipre (10,6%) y Portugal (6,8%) frente al 4,9% de España. Tenemos el dudoso honor de haber experimentado el rescate bancario más costoso de las mayores economías de la zona euro.

Pero es que, además, no es correcto ni riguroso utilizar expresiones como “rescate a la banca”. No se ha rescatado a toda la banca, ni mucho menos. Se ha rescatado solo a sus propietarios, que no es lo mismo. Porque 1 de cada 3 trabajadores de las entidades bancarias han sido despedidos desde 2008 (77.253 empleados de rango medio y bajo); ellos formaban parte de la banca y no han recibido ningún tipo de ayuda pública. Tampoco las ayudas han beneficiado por igual a todos los componentes del sector financiero: el año pasado, 133 banqueros españoles cobraron más de un millón de euros cada uno de ellos. Curiosa forma de premiar a aquellos que han provocado agujeros de capital en sus negocios y que han tenido que ser rescatados.

Y basta ya de culpar únicamente a las cajas de ahorro o pensar que son las únicas que han recibido ayudas. El agujero del sector bancario se debe a una masiva concentración del negocio en la construcción y en la promoción inmobiliaria a partir de un elevadísimo endeudamiento proveniente de bancos extranjeros. La burbuja inmobiliaria explotó para todo el mundo, no solo para las cajas. En términos generales, las cajas no estaban en peor situación que los bancos, pero el Gobierno decidió liquidar las primeras y entregárselas mayoritariamente a los segundos, para lo cual utilizó ayudas públicas de todo tipo. Fue una decisión política, no técnica. Estas ayudas acabaron en el seno de los bancos, ergo los bancos fueron ayudados.

Si a mí me dan una ayuda de 1.000 euros pero luego mi monedero acaba en las manos de otra persona, ¿quién se beneficia realmente de la ayuda? Además, ¿qué es eso de decir que las cajas de ahorros eran una forma de banca pública? Desde 1988 las cajas se rigieron por el ordenamiento jurídico privado, de forma que su gestión no se diferenció mucho de la de los bancos. Suponían una fórmula jurídica muy particular pero estaban mucho más lejos de ser banca pública que banca privada.

Un rescate justo y mucho más eficaz y eficiente tendría que haber comenzado por hacer pagar los platos rotos a los verdaderos responsables (los propietarios, accionistas, gerentes y acreedores) que son los que de verdad se beneficiaron cuando las cosas iban bien; y solo si no hubiese sido suficiente para evitar el colapso del sistema bancario, el Estado tendría que haber hecho irrupción con sus ayudas, pero luego haber aprovechado para regular y controlar las entidades ayudadas y asegurar así que su actividad redundase en beneficio de la mayoría social y no solo de unos pocos como ocurre actualmente.

Porque ojo con pensar que recuperar el dinero utilizado es una buena noticia. La mayor parte del dinero recuperado lo ha sido por vender partes de entidades nacionalizadas, lo que quiere decir que el Estado compró algo en ruinas, dedicó mucho tiempo, esfuerzos y recursos en levantarlo de nuevo, y luego se deshizo de él. Es decir, que se ha utilizado dinero público para sanear unos balances deteriorados y ahora que está todo limpito se vende de nuevo al mejor postor, en vez de utilizarlo en beneficio público. Se han socializado las pérdidas y privatizado las ganancias. Como siempre.
Donación a La Marea

¿Sabes que 'La Marea' rechaza la publicidad sexista y la del Ibex35?

Un medio debe ser tan libre como coherente.

Protege nuestra independencia.

SuscríbeteHaz una donación

Eduardo Garzón

Eduardo Garzón

6 comentarios

  1. unodetantos
    unodetantos 18/09/2017, 12:05

    Mientras los gobiernos español y catalán se pelean para que no hablemos de lo que dice el artículo, los propietarios de los bancos españoles y catalanes hacen caja y el pueblo español y el catalán siguen en la inopia.
    UN REBAÑO DE IGNORANTES QUE ELIGE SER GOBERNADO Y MANTENER A LOS LADRONES Y SUS TESTAFERROS.

    Responder a este comentario
  2. ciudadano endeudado
    ciudadano endeudado 18/09/2017, 11:04

    Ha faltado detallar más un pelín de cosas.
    Las cajas, en sus consejos de administración, tenían políticos que seguían las órdenes que recibían de sus partidos para dar créditos a tal o cuál (obras, etc).
    Las deudas estaban contraídas con bancos franceses y alemanes, principalmente. Los impagos hubieran tocado de lleno las economías de Francia y Alemania, así que ZP tuvo que tragar con la parte de irresponsabilidad de los bancos centrales, de FRA, ALE y ESP. incluso cambiando la Constitución, o de lo contrario nos expulsaban de la UE.
    Además de los enjuiciamientos de buena parte de los políticos que causaron tal gestión en la época del PPSOE.
    Así que nos colaron el rescate para salvarse el cuello y seguir con la pasta que aún deben de tener en cuentas bancarias del extranjero.

    Responder a este comentario
  3. solungrano
    solungrano 18/09/2017, 10:42

    Y ahora hay que pedir un préstamo para pagar las pensiones? Somos gili… Metamonos todos y que se salve el que pueda.

    Responder a este comentario
  4. RamónBB
    RamónBB 17/09/2017, 00:06

    Si sumamos lo generosamente donado por el Gobierno y sus aliados, a lo “tomado” por corruptos politicuchos de toda índole, centralista y periféricos, llegaríamos a obtener una cifra que demostraría que no es una crisis económica, y sí una estafa a toda la ciudadanía. A esa misma ciudadanía que sostiene con sus votos a partidos y políticos tramposos y de escaso valor moral,. En Madrid se conoce desde hace mucho, mucho tiempo que el Partido Popular, con Aguirre al frente, estaba y está creando políticos que buscan su enriquecimiento personal por encima de todo y de todos. Pego, ¿qué hacen los ciudadanos?… ¿intentan acabar, en la medida de su fuerza, con estos saqueadores?… ¡NO! Continúan, con su voto perpetuando en el poder a los ladrones. Por eso, la solución es muy, muy complicada, mucho. Y más, cuando entre una buena parte de la población son comunes expresiones como: “si yo estuviera en su lugar, también me aprovecharía (más suave que decir también robaria)”, “ya se sabe, todos los políticos son iguales, sólo van a lo suyo (los que por edad vivimos el franquismo, sabemos que eso, justo eso, es lo que quería su Excremencia que opinaran los españolitos sobre la política). En fin, podría poner más ejemplos, creo que no hace falta para demostrar que mientras la ciudadanía no espabile y aprenda que lo público es suyo y debe luchar por mantenerlo, así como por sus derechos, este estado de cosas, que tanto beneficia a unos pocos y tanto perjudica a la mayoría de ciudadanos, se perpetuará sine die. Yo, así lo veo.

    Responder a este comentario
  5. miguelbosch
    miguelbosch 16/09/2017, 20:41

    Nada anormal en una dictadura que no acaba de morir en la que lo público está en manos de organizaciones criminales a mayor gloria de las oligarquías financieras. ¿Has cuándo?

    Responder a este comentario

Escribir un comentario

No se publicará tu dirección de email.
Los campos obligatorios están marcados con *

Última hora

LM55 – Diciembre 2017

Tus artículos

Elecciones en Chile: por qué puede ganar el centro-izquierda

"A pesar de todas las críticas, Alejandro Guillier podría ganar a Sebastián Piñera en las elecciones de este domingo en Chile", sostiene Manuel-Fabien Aliana.

Los socios/as escriben

Otra mujer confiesa que la han violado

"Se confiesa, es decir, se reconoce a regañadientes, aquello que avergüenza. Por eso la víctima de un delito no confiesa, la víctima denuncia, acusa al agresor, al delincuente, al culpable", reflexiona Amparo Ariño