lamarea.com

lunes 28 mayo 2018

Economía

La economía social en Cataluña aumenta un 33% sus ingresos en el último año

Este fin de semana se celebra en Barcelona la quinta edición de la Fira d’Economia Social i Solidària de Catalunya.

19 octubre 2016
17:49
Compartir
La economía social en Cataluña aumenta un 33% sus ingresos en el último año
Primera edición de la Fira d'Economia Solidària de Catalunya, celebrada en octubre de 2012.

BARCELONA // Redes de consumo, cooperativas, bancas éticas, producción sostenible y de proximidad, fundaciones, monedas sociales, colectivos por una vivienda digna… El abanico de iniciativas que se agrupa bajo la etiqueta de economía social y solidaria es cada vez más amplio y, al menos en Cataluña, el sector no para de crecer. La Xarxa d’Economia Solidària (XES), que agrupa a 173 organizaciones, ha presentado este miércoles un nuevo informe en el que se recoge que estas entidades daban trabajo en 2015 a 3.663 personas, implicaban a 215.000 personas de base social -incluyendo socios, voluntarios y trabajadores- y sumaban unos 164 millones de euros de ingresos. Los datos suponen un incremento sensible con respecto a 2014, cuando había empleadas 3.400 personas y se generaban unos ingresos de 123 millones.

No en vano, el sector vive un momento de “efervescencia”, en palabras de Anna Sánchez, miembro de la XES: “Pese a que la economía social es un movimiento de largo recorrido, se está viviendo un momento de efervescencia, ya que la ciudadanía está pidiendo cada vez más alternativas”. En este sentido, se están fortaleciendo redes sectoriales, como en los terrenos de las monedas sociales o las finanzas, pero también a nivel local, en el cual se están consolidando nodos en Barcelona, Terrassa o Sabadell, entre otros, a los que se están uniendo nuevos, como los de Girona, Osona o l’Empordà. Ruben Suriñach, también miembro de la FESC, considera que el movimiento de la economía social vive un buen momento porque ha sido “reforzado por la gente del 15-M y han llegado a las instituciones partidos receptivos”. “Es el cóctel que todos esperábamos”, ha admitido.

Precisamente para mostrar músculo y seguir ejercitándolo, este fin de semana se celebrará en Barcelona la quinta edición de la Fira d’Economia Social i Solidària de Catalunya (FESC), que también bate las marcas del año pasado, hasta el punto de que se ha tenido que ampliar el espacio para los expositores con otra nave más y una polideportivo, dentro del recinto de la antigua fábrica Fabra i Coats. La FESC actúa, según lo define la propia organización, como un escaparate de “todos los productos y servicios necesarios para cubrir las necesidades de la vida cotidiana”, entre ellos la vivienda, la alimentación, el ocio, el comercio justo, las energías renovables o la formación. Se trata, resumen, de la plasmación “más grande y concreta del mercado social catalán”. Este año vendrán cooperativistas desde Uruguay, Marruecos, Túnez, Japón o Malasia, entre otros países.

Para la elaboración del informe se ha desarrollado el Balance Social, con el que miden los criterios éticos que cumplen las entidades asociadas, entre ellos la participación de los trabajadores en la toma de decisiones, la paridad, las diferencias salariales o el respeto al medio ambiente. La XES no quiere discriminar entre “formas jurídicas” sino a partir de “criterios de funcionamiento”. De este modo, afirma Suriñach, se garantiza “que las formas de funcionamiento respondan a los valores de la economía social, cosa que no está garantizada mirando sólo las formas jurídicas”. En la última edición del Balance Social han participado 105 organizaciones, 33 más que el año pasado y 88 más que en 2007.

De los participantes, 60 entidades son cooperativas, 30 asociaciones, ocho fundaciones y siete sociedades mercantiles. Entre los criterios medidos, la conclusión más aplastante es que las organizaciones y empresas de la economía social son mucho más paritarias que las convencionales. Un 46% de mujeres participan en la aprobación de los planes de trabajo y los presupuestos, mientras que ocupan un 42% cargos societarios o políticos y el 56% de los cargos en la estructura laboral. Los indicadores de bienestar laboral son también, por lo general, muy positivos. También ha subido la contratación. Entre las entidades consultadas suman 1.367 contrataciones en 2015, 106 más que en 2014.

¿Sabes que 'La Marea' rechaza la publicidad sexista y la del Ibex35?

Un medio debe ser tan libre como coherente.

Protege nuestra independencia.

SuscríbeteHaz una donación

Etiquetas

Valora:

(Ninguna valoración todavía)
Cargando…
Eduardo Muriel

Eduardo Muriel

0 comentarios

No hay comentarios

There are no comments at the moment, do you want to add one?

Escribir un comentario

Escribir un comentario

No se publicará tu dirección de email.
Los campos obligatorios están marcados con *

LM60 – Mayo 2018

Cómprala 4 €

Última hora

Tus artículos

Las CUP, Torra y los carnés de izquierdista

La prioridad de las CUP no es la investidura de un presidente los textos del cual han causado náuseas a la mayoría de sus integrantes, como se pretende. La prioridad de las CUP, junto a ERC y Junts per Catalunya, es la lucha contra un estado y una mayoría política que tiene fobia a la diversidad existente en su propio territorio.

Los socios/as escriben

El último doctorado

"Esta es, por fin, mi última tesis doctoral. Tras 40 años trabajando como investigador, tengo mucho que agradecer y una buena pila de historias que compartir. Para los jóvenes de hoy, valgan estas líneas como excursión a un pasado remoto", escribe Àlex Gaita en esta serie de.ficción

El famoso chalet

"Podemos ya había dado un giro bastante difícil de explicar. Había pasado en unos pocos meses del discurso radical empleado a uno mucho más moderado, claramente posibilista."