lamarea.com

jueves 20 septiembre 2018

Opinión

Ciudadanos y su discurso machista

“Las medidas de Ciudadanos sobre la violencia machista no son un error, sino una parte indispensable de un discurso que replica la existencia del machismo estructural”, asegura el autor.

12 diciembre 2015
15:50
Compartir
Ciudadanos y su discurso machista

MADRID// En plena campaña electoral le ha explotado a Ciudadanos una polémica que llevaba tiempo latente en la formación sin que, hasta entonces, hubiera trascendido a la opinión pública. Con sus medidas y las declaraciones de sus líderes replica de manera constante el problema estructural del machismo en la sociedad. La eliminación de su programa del agravante penal para la violencia machista evidencia que el partido de Albert Rivera tiene un grave desconocimiento del problema, en el mejor de los casos. Si no fuera ése, el motivo podría ser incluso peor: que asume el discurso misógino y reaccionario de una parte de la sociedad que quiere equiparar la violencia doméstica a las agresiones machistas.

La polémica le estalló esta semana a Ciudadanos con la publicación por parte de Marta Borraz en Eldiario.es de la noticia de que el programa de la formación naranja contemplaba la eliminación del agravante existente en la violencia machista, lo que supondría el fin de la “asimetría penal”.

Las declaraciones de la número tres de Ciudadanos para el Congreso, Marta Rivera De La Cruz, en el debate a nueve organizado por TVE, en el que intentó defender la necesidad de eliminar dicho agravante, reflejaron su ignorancia con respecto a la Ley de Violencia de Genero y el machismo estructural, que hace necesaria una diferenciación por género en las medidas y penas. La representante de Ciudadanos declaró: “Es tan grave que un hijo vea cómo su padre mata a su madre que el que vea cómo su madre mata a su padre”. La afirmación utilizada para defender la simetría penal es propia del desconocimiento, ya que en la ley no hay diferencia para la pena por ese tipo de asesinatos. El agravante penal se incluye en delitos menos graves, como las coacciones, porque se considera que la posición de abuso del hombre hacia la mujer implica una mayor peligrosidad a la hora de realizar una amenaza de muerte, hecho constatado por las terribles estadísticas.

Como explica Marisa Soleto, directora de la Fundación Mujeres, en un artículo en El Mundo“el homicidio, las lesiones graves, las violaciones y el resto de delitos violentos graves, cuando son de violencia de género se juzgan y condenan de acuerdo con las normas generales del Código Penal sin que haya ninguna diferencia entre mujeres y hombres”. Soleto explica que antes de la instrucción de esta tutela reforzada las mujeres que acudían a un juzgado con un ojo morado sufrían un “calvario judicial”, ya que tenían que presentar infinidad de denuncias por esas agresiones antes de que el juzgado considerara que podía haber algo más que una simple riña o una agresión puntual. Además, recuerda que las penas para estos maltratados en ocasiones eran el arresto domiciliario, es decir, encerrar al maltratador con la maltratada. A esta situación anterior es a la que nos devolvería la propuesta de Ciudadanos.

Los lapsus machistas de Ciudadanos

En la presentación de su programa para lograr la igualdad de las mujeres, el líder de Ciudadanos tuvo un lapsus, o no, que evidenció el problema que Albert Rivera tiene en su ideario, quizás sin ser consciente. En el acto Las mujeres pedimos paso, Rivera apuntó que son los hombres los que deberían liderar esos cambios, dejando a las mujeres como mero sujeto pasivo de la acción, como quien recibe una dádiva. Las mujeres piden paso, pero serán los hombres los que se lo concedan y lideren el proceso, parecía querer decir.

Entre los grandes problemas con los que se encuentra Ciudadanos, uno de los más graves es que en sus filas hay cargos públicos y candidatos que consideran que las leyes que buscan dar protección a la mujer son normas “feminazis”, como las llama un concejal de Ciudadanos y responsable de redes sociales en Murcia.

Uno de los fichajes mediáticos de Ciudadanos para estas elecciones fue el de Toni Cantó, quien tiene como gran y casi única aportación como diputado de UPyD en el Congreso la de dar voz a un colectivo machista, al difundir un mensaje sobre las denuncias falsas en lo que respecta a la Ley de Violencia de Genero. El ahora miembro de Ciudadanos escribió en su cuenta de Twitter tras haber recibido a la Federación de Afectados por las Leyes de Género en el Congreso que “la mayoría de las denuncias por violencia de género son falsas”. Esta misma asociación, que pasó datos manipulados y erróneos a Toni Cantó para criticar la Ley de Violencia de Género, ha destacado en la campaña electoral que Ciudadanos quiere acabar con la asimetría penal en el trato a hombres y mujeres.

El 9 de abril de 2015, Ciudadanos anunció que Alfredo Perdiguero, subinspector de Policía, ocuparía uno de los diez primeros puestos de la lista para la Comunidad de Madrid. El fichaje de Ciudadanos quedó finalmente fuera de la lista tras salir a la luz unas declaraciones sobre la Ley de Violencia de Género que son calcadas a las que el partido ha incluido en su programa. El entonces fichaje de Ciudadanos declaró que la Ley de Violencia de Género “deja apartados a los hombres de la igualdad de sexo que se recoge en la Constitución” y defendió el discurso de las denuncias falsas.

Feminismo “ovárico y primario”

“Ser feminista está pasado de moda”. Ésta es una declaración literal de la protagonista de la semana, la escritora y candidata de Ciudadanos al Congreso, Marta Rivera De La Cruz. Ya no hace falta, está demodé, ahora se lleva pedir paso. Hay que terminar con el “feminismo ovárico y primario”, tal y como definió el eurodiputado de la formación naranja Javier Nart el compromiso feminista de la diputada socialista Elena Valenciano. Este discurso no es un error, es la aceptación del relato que niega el feminismo o que lo equipara al machismo como males análogos. Por eso Rivera De La Cruz y el propio Albert Rivera han conseguido el apoyo de ilustres machistas del espectro patrio, mucho más a la moda, como Federico Jimenez Losantos.

“Las feministas de verdad -Arenal, Pardo Bazán o Campoamor- se habrían levantado de la fosa para aplaudirla. Las feminazis sexistas y las femitontas de cuota se le han lanzado al cuello por defender el gran logro de las mujeres -y de las sociedades donde ha sido posible- en el último siglo: la igualdad ante la ley en todos los ámbitos, incluido el criminal”, declaró Jiménez Losantos.

La medida de Ciudadanos ha logrado también el apoyo de los periodistas Carlos Herrera y Hermann Terstch, y han acabado en el lobby ultracatólico. Uno de sus máximos exponentes es Luis Losada Pescador, presidente de la Asociación para la Defensa del Valle de los Caídos, que también ha defendido las declaraciones de Rivera. “La Ley de Violencia de Género fue la gran victoria del ‘feminazismo’. No porque defendiera a las mujeres de las agresiones de sus parejas, sino porque introducía un elemento inexistente: la violencia contra la mujer por el hecho de ser mujer”, ha asegurado.

En el espectro político hay que irse a un partido como Democracia Nacional para encontrar una defensa de la posición de Ciudadanos en lo que respecta a la derogación de la asimetría penal, que es la base misma de la Ley de Violencia de Género. Su líder, Manuel Canduela, defiende la derogación de dicha norma porque atenta contra “la igualdad necesaria y juzga un delito dependiendo del sexo de la persona, no del hecho en sí, y para colmo no están atajando el grave problema de violencia intrafamiliar que padece la España moderna”.

El programa de Ciudadanos no es machista por equivocación, lo es porque recoge el ideario de una de las partes más reaccionarias de este país, que aplaude con fervor declaraciones como las de Marta Rivera de la Cruz. Las medidas del programa de Ciudadanos para las elecciones generales de 2015 sólo son una evolución cosmética del programa con el que se presentó a los comicios de 2008: “Asimismo, revisaremos sus mecanismos para evitar los abusos y fraudes de ley que se están cometiendo con algunas denuncias por malos tratos que buscan conseguir ventajas en los procesos de divorcio”.

faldon_noticias

¿Sabes que 'La Marea' rechaza la publicidad sexista y la del Ibex35?

Un medio debe ser tan libre como coherente.

Protege nuestra independencia.

SuscríbeteHaz una donación

Antonio Maestre

Antonio Maestre

Periodista y Documentalista. Aspirante a imitador de Günter Wallraff.

0 comentarios

No hay comentarios

There are no comments at the moment, do you want to add one?

Escribir un comentario

Escribir un comentario

No se publicará tu dirección de email.
Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

LM63 – Septiembre 2018

Cómprala 4 €

Última hora

Tus artículos

10 años después de la crisis financiera: nuestros ‘dirigentes’ nos han fallado, el futuro depende de nosotros 

"El 15 de septiembre se cumplirán 10 años desde que la quiebra de Lehman Brothers abrió una caja de Pandora", afirman.

Los socios/as escriben

Nicaragua: La corrupción de lo mejor

"Durante estos años en España se hablaba muy poco de Nicaragua. Sólo llegaban el color de las banderas rojinegras y el discurso revolucionario de Ortega".