lamarea.com

lunes 23 julio 2018

Sociedad

Aryeh Neier: “Cuando la policía usa la violencia en una protesta se deshonra a sí misma”

El histórico activista a favor de los derechos y libertades civiles muestra su rechazo a la Ley de Seguridad Ciudadana y pide que se graben los excesos policiales para que se pueden denunciar

10 febrero 2015
12:21
Compartir
Aryeh Neier: “Cuando la policía usa la violencia en una protesta se deshonra a sí misma”
Aryeh Neier en una imagen de archivo // Ed Kashi for the Open Society Foundations

Aryeh Neier es un histórico activista a favor de los derechos y libertades civiles en Estados Unidos. Fundador y exdirector de Human Rights Watch, visita España para mostrar su rechazo a la Ley de Seguridad Ciudadana, la conocida como ‘ley mordaza’, invitado por la Rights Internacional Spain (RIS) y la Fundación Abogacía Española. Para Neier, la aprobación de la nueva ley es un grave ataque a las libertades individuales y sociales.

¿Cuál es su opinión sobre la ‘Ley de Seguridad Ciudadana’?

La ley comienza con un enfoque que es incorrecto ya que una ley debería proteger el derecho a la protesta y no limitarlo. Es en interés de una sociedad democrática que la sociedad pueda protestar de una manera pacífica, la gente debe poder quejarse y hacer saber al Estado cuáles son las cuestiones que deberían abordarse, es un pilar básico.

¿Cuáles son los límites que debe establecer el Estado para esas protestas?

El convenio europeo de derechos humanos dice claramente que todas las restricciones tienen que ser necesarias en un Estado democrático. Esto quiere decir que la gente no puede utilizar métodos no democráticos para hacer llegar su punto de vista y su opinión. Todo lo que tenga que ver con la violencia es el límite para las personas. En definitiva, el Estado sólo puede actuar cuando hay un riesgo para la democracia en sí, ése es el límite que sería legítimo según el derecho internacional.

Y si es el Estado quien sobrepasa estos límites, ¿cómo debe reaccionar la sociedad?

Lo importante es que la protesta es una manera de proteger los derechos de cada uno de nosotros. Las personas deberían protestar dentro de unos límites y en caso de que el Estado sobrepase esos límites, son los ciudadanos quienes deben poner de relieve el abuso. Si no tienen éxito, deben ir a los tribunales.

¿En ningún caso se justificaría la contraviolencia?

No, no se justifica en ningún momento. El resorte es ir a los tribunales.

¿Y en qué lugar queda la resistencia pasiva?

Es muy importante. En los EEUU, durante los movimientos de las libertades civiles en los años 30 del siglo pasado, la policía utilizó en muchas ocasiones la violencia contra la gente que se manifestaba de manera pacífica. La ciudadanía en cambio se valía de la protesta pacífica y la resistencia, y fue algo muy importante porque así se ganaron el apoyo y la simpatía de la sociedad en general.

Esta misma semana hemos visto una desmesurada actuación policial ante una resistencia pacífica que buscaba impedir un desahucio, ¿qué piensa cuando ve esas imágenes?

Cuando la policía usa la violencia en este tipo de protestas contra estas personas que se manifiestan de forma pacífica, lo único que consigue es deshonrarse a sí misma. Se supone que la policía debe aplicar la ley y no comportarse de una manera ilegal, por tanto tenemos que supervisar las acciones de la policía y filmarla cuando efectivamente utiliza violencia contra las personas que se manifiesta de forma pacífica. Por eso, una de las preocupaciones con esta nueva ley es la intención de limitar la toma de imágenes de la policía.

Con la nueva ley, ¿en qué situación queda España respecto a otros países como EEUU respecto a los derechos de las libertades?

En los EEUU ha habido muchas luchas en relación con el derecho a la protesta. En los años 30 con el movimiento de trabajadores, en los 50 con los movimientos civiles o en los 70 contra la guerra de Vietnam. Todo esto ha permitido que se desarrolle bien una protección de este derecho. De hecho, el Tribunal Supremo resolvió un caso que tenía que ver con el derecho de los trabajadores a la protesta en 1939 y esta decisión todavía se mantiene. Hoy en día sigue vigente lo que dijo el Supremo en aquella época. Por supuesto hay dificultades y desafíos en algunos países de Europa, como en el Reino Unido, donde quieren poner límites al derecho a la protesta y en otros países de Europa.

¿Qué le diría a un responsable político sobre la ‘ley mordaza’?

Que es contraria a la libertad de expresión. Y que deben saber que si multan a alguien en aplicación a la ley, como ello es contrario a la libertad de expresión acabarán perdiendo.

¿Y a un activista?

Lo mismo. Que se opongan a la ley y en caso de ser multados, que continúen litigando porque al final les darán la razón.

faldon_noticias

¿Sabes que 'La Marea' rechaza la publicidad sexista y la del Ibex35?

Un medio debe ser tan libre como coherente.

Protege nuestra independencia.

SuscríbeteHaz una donación

Toni Martínez

Toni Martínez

2 comentarios

  1. Carmen
    Carmen 13/02/2015, 23:16

    Entonces las víctimas, pongamos el ejemplo de los palestinos, deben protestar “educadamente”?:
    Israel presiona a la ONU para que cierre investigación por crímenes de guerra en Gaza:
    http://www.librered.net/?p=37217

    Responder a este comentario
  2. AMADEUS
    AMADEUS 10/02/2015, 12:56

    Primero multa y después tasas judiciales… Hay que tener un fondo de manifestaciones, sería otro buen producto para que nos vendieran los bancos

    Responder a este comentario

Escribir un comentario

No se publicará tu dirección de email.
Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

LM62 – Julio/Agosto 2018

Cómprala 4 €

Última hora

Tus artículos

Pasaporte no reconocido

"España sigue siendo la potencia administradora del Sáhara Occidental, mis abuelos tenían DNI español y toda mi familia es descendiente de españoles. Además, llevo más de 18 años en España. Pero resulta que no estoy reconocida como ciudadana de ningún lado", explica Basma Mulay, refugiada saharaui.

Los socios/as escriben

A quienes están por venir: ¡salud y revolución! (y 7)

En la séptima y última entrega de su serie de ficción, Álex Gaita nos trae unos extractos del Cuaderno de Información y Logística del colectivo Shevek de preparación para el Servicio Exterior.

Ya tenemos anarquismo, ¿cómo repartimos los cuidados? (6)

En la sexta y penúltima entrega de su serie de ficción, Álex Gaita nos trae unos extractos del Cuaderno de Convivencia de la biblioteca y centro social Emma Goldman, en Nuevo Tecpatán.