lamarea.com

miércoles 18 julio 2018

Sociedad

El movimiento ‘okupa’ cumple 30 años desde su irrupción en España

El 7 de diciembre de 1984 se abrió la primera ‘okupa’ en Barcelona

07 diciembre 2014
11:06
Compartir
El movimiento ‘okupa’ cumple 30 años desde su irrupción en España
Fachada del centro Cros10, en Barcelona. CROS10

El viernes 7 de diciembre de 1984, por la noche, el Colectivo Squat de Barcelona –CSB, una veintena de chavales de entre 16 y 24 años que demandaba espacios musicales y de vivienda– rompió la cadena metálica del edificio de Torrent de l’Olla 18 y entró cargado de escobas, brochas y colchones. Eligieron esa hora porque pensaban que la policía estaría ocupada vigilando las zonas de bares de Barcelona. El antiguo ambulatorio, que llevaba 18 años abandonado, se convirtió así en el primer bloque tomado por okupas en España, recuerdan.

Desde la toma del edificio –hoy se cumplen 30 años–, su filosofía se extendió por el resto del Estado. De los años de la heroína y el punk rock, con un paro juvenil galopante y unos colectivos desorganizados en busca de espacios para sus grupos de música y vivienda, se pasó a un mosaico de cientos de comunidades que, tras las intervenciones de la policía, han sido capaces de mutar y adaptarse a nuevos espacios.

“Además, ahora se ha demostrado que no éramos cuatro colgados. El de la vivienda era un problema real y estábamos dando una solución efectiva. Las instituciones no lo han arreglado”, reflexiona Joni D., uno de los más jóvenes que, con 16 años, participó en aquella acción. “En los últimos cinco años, hay mucha gente que se ha dado cuenta de lo que planteábamos hace 30 años. En el fondo, la PAH está haciendo lo que nosotros: organizar las demandas individuales de forma colectiva… y actuar. No éramos unos visionarios, pero pusimos sobre la mesa el problema y una solución real”, añade Joni D., que destaca que en Barcelona sigue habiendo jóvenes que quieren “vivir colectivamente al margen de este sistema capitalista”.

El lunes siguiente a la okupación de Torrent de l’Olla, el grupo pensaba reunir a los vecinos del barrio para explicarles los motivos y presentarles los talleres de serigrafía, collares y pulseras que habían planificado. Pero, apenas dos horas después de romper la cadena, la Policía Nacional llegó al edificio. Los agentes cargaron primero contra los más jóvenes, que pintaban la fachada exterior gris de color lila para “embellecer” el espacio deteriorado. Los de dentro del edificio se encerraron. Pero un furgón de la policía se empotró contra la puerta principal y fueron detenidos.

1984-12-9 EPe port color

Tras su paso temporal por los calabozos, el juez les dejó en libertad y les instó a no reincidir. Pero el grupo volvó a ocupar el edificio y, en el segundo juicio, el magistrado ordenó el ingreso en prisión de varios de sus miembros. En la manifestación de protesta del 13 de diciembre, se gritó por primera vez el mítico lema “¡Un desalojo, otra okupación!”, recuerda Joni D.

Cuando los integrantes del CSB salieron de la cárcel, lo disolvieron en marzo de 1985, apenas seis meses después de su fundación, “superados por la inexperiencia”.

No obstante, tras la corta vida del colectivo, se pusieron en marcha nuevos proyectos en Madrid, Pamplona, Andoain… y se creó el histórico Ateneo libertario de Sants de Barcelona, en la calle Cros 10. La resistencia de este último y sus victorias en los tribunales alentaron a otros colectivos de municipios cercanos –Gavà, Esplugues, Hospitalet o Cornellà, entre otros– y de la misma Barcelona. Entre ellos, el de la Kasa de la Muntanya, junto al Parc Güell, ocupado el mismo día que cayó el muro de Berlín. El pasado mes de noviembre celebró sus 25 años.

faldon_noticias

¿Sabes que 'La Marea' rechaza la publicidad sexista y la del Ibex35?

Un medio debe ser tan libre como coherente.

Protege nuestra independencia.

SuscríbeteHaz una donación

Etiquetas

Valora:

(Ninguna valoración todavía)
Cargando…
Daniel Ayllón

Daniel Ayllón

4 comentarios

  1. parado
    parado 08/12/2014, 20:03

    Y se sigue okupando y se seguirá okupando, solo que hay que empezar a incorporar este tipo de vivienda social y liberada del sistema ante lo que se avecina.
    Por otra parte, además la okupación no será solo un referente social sino un espacio de habitabilidad permanente y para eso se hace necesario difundir este tipo de okupaciones aunque existan reticencias del vecindario y por supuesto la represión del Estado, solo buscando aliados en los barrios estos proyectos perduran o al menos empiezan a ganarse a la gente.

    Responder a este comentario
  2. Berta
    Berta 08/12/2014, 11:33

    El libro Los 70 a destajo de José Ribas (os suena Ajoblanco) está lleno de referencias de centros ocupan durante la década de los 70. En 1984 estaban ya de vueltas.

    Responder a este comentario
  3. jon
    jon 07/12/2014, 16:14

    Hacia el año 1981 surgen los primeros gaztetxes de EH en Azkoitia y oñati. En Azkoitia fue ocupado el edificio de la misericordia que fue desalojado por la GC gracias a la colaboración del PNV y su alcalde.

    Responder a este comentario
  4. Flanagan
    Flanagan 07/12/2014, 11:46

    En España empezó en la Alta Edad Media, cuando los reyes medievales ocupaban territorios y desalojaban a los aldeanos de sus tierras para crear los ducados, condados y marquesados premiendo así al mas salvaje de sus guerreros con un título nobiliario por haber asesinado a mas aldeanos y ademáds concediéndole los derechos absolutos sobre tierras y aldeas enteras esclavizadas en su provecho.
    Los hombres pasaron a ser vasallos del señor del castillo y las mujeres concubinas a la fuerza por mor del derecho de pernada que concedía al señor del castillo la primera cópula sobre la recién casada por la Santa Madre Iglesia Católica SA.
    Actualmente, este *derecho legal* de ocupación de espacios del Pueblo todavía lo mantiene la Iglesia Católica.
    La guillotina, que fue la madre de la Democracia en Europa, solucionó parcialmente estos problemas en Francia.

    Responder a este comentario

Escribir un comentario

No se publicará tu dirección de email.
Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

LM62 – Julio/Agosto 2018

Cómprala 4 €

Última hora

Tus artículos

El circo de la miseria

Jon Baldwin reflexiona sobre los medios de comunicación de masas en el caso de los seiscientos inmigrantes que llegaron a bordo del Aquarius: "estos seiscientos son los primeros seiscientos, que yo recuerde, convertidos en atracción de circo, en carnaza mediática".

Los socios/as escriben

A quienes están por venir: ¡salud y revolución! (y 7)

En la séptima y última entrega de su serie de ficción, Álex Gaita nos trae unos extractos del Cuaderno de Información y Logística del colectivo Shevek de preparación para el Servicio Exterior.

Ya tenemos anarquismo, ¿cómo repartimos los cuidados? (6)

En la sexta y penúltima entrega de su serie de ficción, Álex Gaita nos trae unos extractos del Cuaderno de Convivencia de la biblioteca y centro social Emma Goldman, en Nuevo Tecpatán.