lamarea.com

martes 13 noviembre 2018

Sociedad

La movilización ciudadana para varios desahucios en un Nou Barris en situación límite

Este lunes había programados 16 desalojos en el distrito barcelonés, pero los juzgados han suspendido cuatro y las concentraciones han intentado evitar el resto

03 noviembre 2014
13:33
Compartir
La movilización ciudadana para varios desahucios en un Nou Barris en situación límite
La comitiva judicial habla con una vecina a la que quieren desalojar. ENRIC CATALÀ

BARCELONA. Redacción // La movilización ciudadana ha evitado que el lunes negro en el distrito barcelonés de Nou Barris, con 16 desahucios programados -de los cuales cinco estaban en Sant Andreu-, se haya cerrado con un balance devastador. Finalmente, buena parte de las ejecuciones no se han llevado a cabo, ya sea porque los juzgados las han pospuesto, por las decenas de personas concentradas que han hecho retirarse a la comitiva judicial o porque, simplemente, las personas afectadas ya habían dejado previamente la vivienda. En la rueda de prensa de balance que se ha hecho al mediodía en el vestíbulo de la sede del distrito, sin embargo, se ha expuesto que la de hoy no ha sido una jornada excepcional, sino que diariamente hay 15 desalojos en Nou Barris y, por tanto, la situación es límite y necesitan “soluciones estructurales”.

La movilización ha comenzado a las ocho y media con la concentración de decenas de personas frente a la estación de metro de Llucmajor. A primera hora ya se había anunciado que cuatro de los desahucios programados -uno en la calle Rasos de Paguera, en Ciutat Meridiana, y tres en el distrito de Sant Andreu pero muy cerca de Nou Barris- habían sido suspendidos en los juzgados. Unas 70 activistas se han dirigido primero ante un sótano ocupado de 20 metros cuadrados en el número 176 de la calle Casals y Cuberó donde se ha parado el desahucio y, minutos más tarde, ya eran 135 las que han evitado el que estaba fijado en un piso de la calle Robert, 2. La comitiva judicial se ha retirado en ambos casos, y las concentradas lo han celebrado con gritos de “¡Sí se puede!”.

Tampoco se ha ejecutado el desahucio previsto en la Avenida de Vallbona, donde los Servicios Sociales se han hecho cargo de la deuda de la familia. En la calle Alcudia había dos viviendas afectadas, pero no se han encontrado a las familias y la comitiva judicial se ha ido sin precintar los inmuebles, ante una concentración de unas cincuenta personas. En cambio, sí se ha precintado el piso de la calle Santa Engracia, 48, donde también había un desahucio programado. La familia que vivía se marchó hace unos días. Sí que se ha ejecutado el desahucio de la calle Formentera, 67, donde la familia ha entregado las llaves. Estaban de alquiler y han denunciado que los han echado por 950 euros, si bien los han pagado, aunque fuera del plazo que le dieron.

Después de que la movilización ciudadana haya parado los dos primeros desahucios programados, un responsable del Ayuntamiento de Barcelona se ha acercado a las personas concentradas para asegurar que desde el consistorio no tenían información previa, no sabían ni las direcciones ni las personas afectadas y que la única información de la que disponían era a través de las asociaciones del barrio o porque algunas afectadas se habían puesto en contacto.

La jornada de movilización se ha completado con una rueda de prensa en el vestíbulo de la sede del distrito, donde Toni Tallada, integrante de la asociación 500×20, ha explicado que la situación del barrio “es límite”, y que habitualmente hay 15 desahucios al día. La activista ha denunciado la inexistencia de comunicación entre los juzgados y el Ayuntamiento, un hecho que genera desamparo en las familias afectadas y a las menores que se quedan sin hogar. “No nos vale seguir poniendo parches parando desahucios, sino que necesitamos soluciones estructurales. Lo que hay ahora es una auténtica sangría para el barrio”, ha concluido.

Por otro lado, la plataforma 9 Barris Cabreada ha convocado una asamblea el sábado a las 10h en el Ateneu Popular de Nou Barris para organizarse contra el hambre y la pobreza en el distrito.

Hace varios años que entidades como la asociación 500×20, la Asociación de Vecinos y Vecinas de Ciutat Meridiana y el Colectivo Joven de Nou Barris en el marco de la Plataforma 9Barris Cabreada denuncian el empobrecimiento social, el aumento de desahucios, la falta de recursos y la ineficacia de las políticas públicas para hacerle frente.

El miércoles 22 de octubre, hace apenas diez días, cuarenta vecinas mostraron su indignación en la oficina de Servicios Sociales de Ciutat Meridiana, Torre Baró y Vallbona, justo después de parar tres desahucios. Mientras el Ayuntamiento habla de “actos vandálicos” y lleva a juicio al vecindario, desde diversas entidades se señala la incapacidad de dar respuesta a las necesidades del territorio y la poca efectividad de las políticas municipales.

[Artículo publicado originalmente en La Directa]

¿Sabes que 'La Marea' rechaza la publicidad sexista y la del Ibex35?

Un medio debe ser tan libre como coherente.

Protege nuestra independencia.

SuscríbeteHaz una donación

La Directa

La Directa

0 comentarios

No hay comentarios

There are no comments at the moment, do you want to add one?

Escribir un comentario

Escribir un comentario

No se publicará tu dirección de email.
Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

LM65 – Noviembre 2018

Cómprala 4 €

Última hora

Tus artículos

Quorum Global o cómo construir en común

"Las recetas aplicadas hasta ahora no han conseguido el giro de timón que necesitamos. Debemos aprender a escucharnos y a detectar temas, valores y actitudes colectivos", asegura el autor

Los socios/as escriben

Nicaragua: La corrupción de lo mejor

"Durante estos años en España se hablaba muy poco de Nicaragua. Sólo llegaban el color de las banderas rojinegras y el discurso revolucionario de Ortega".