lamarea.com

jueves 22 febrero 2018

Opinión

Se nos fue Roberto Cairo, un gran actor

“No era un actor gracioso. Ni un actor de género. Roberto Cairo era un actor completo, capaz de interpretar magníficamente tanto la vertiente cómica como la dramática”, recuerda el autor

<em>Se nos fue Roberto Cairo, un gran actor</em>
El actor Roberto Cairo, en una imagen de archivo.

Siento mucho la muerte de Roberto Cairo. Era un gran actor y cuando un gran actor fallece a los 51 años de edad no solo se lamenta humanamente su muerte, sino la pérdida de quien con toda seguridad podría habernos ofrecido en el futuro magníficas y aún mejores interpretaciones, fruto del indudable dominio que dan al oficio la experiencia y la madurez, tan reconocido en otros de sus colegas.

No era un actor gracioso. Ni un actor de género. Roberto Cairo era un actor completo, capaz de interpretar magníficamente tanto la vertiente cómica como la dramática, aunque fuera más conocido por la primera. Es una pena que en este país actores como Cairo, y como otros que no han tenido ni siquiera las oportunidades de difusión de que gozó éste gracias a series de televisión como Los ladrones van a la oficinaCuéntame, hayan visto pasar su currículum profesional sin más posibilidades de ser reconocidos al tope de sus cualidades.

El obituario de Cairo ha sido muy breve a la hora de resumir su trayectoria como actor. Suelen serlo siempre cuando quien se nos va no ha pasado de ocupar una mínima atención en nuestras horas de ocio y no han figurado nunca como cabeza de cartel. En el caso de Roberto Cairo, no olvidaré nunca sus excelentes interpretaciones en una serie tan redonda como lo fue en su día Los ladrones van a la oficina, con Fernando Fernán Gómez, José Luis López Vázquez y Agustín González entre los actores principales, con Cairo como ayudante del comisario (González), papel en el que pese a su carácter secundario dejó patentes las sobresalientes aptitudes de Roberto al inicio de su carrera, destacables sobre todo en eso tan difícil que consiste en actuar cuando se escucha y no solo cuando se habla.

Más de 20 años avalan la trayectoria de Cairo como actor, tanto en cine y televisión, como en teatro. Participó en películas como Yo me bajo en la próxima, Amo tu cama rica, La ardilla roja, Mi hermano del alma, Allegro ma non troppo, Cachito, Brujas, Fugitivas y Miguel y William. Su mayor popularidad se la debe, sobre todo, a sus intervenciones en la serie
de televisión Cuéntame (Desi), aunque también actuó en Las chicas de hoy en día; Ay, señor, señor; Farmacia de Guardia y la ya citada Los Ladrones van a la oficina. Como actor de teatro participó en Las mujeres sabias, Los siete infantes de Lara, Morirás de otra cosa, Trainspotting y Luna de miel en Hiroshima.

El último trabajo de Roberto Cairo fue en el rodaje de una serie que aún no ha visto la luz, cuyo capítulo cero se proyectó con éxito en diversos cines del país. Se trata de La Revolución de los Ángeles, un polémica ficción que plantea nada menos qué pasaría si los enfermos terminales comenzasen a asesinar a políticos corruptos. Como quien suscribe este comentario, el equipo de rodaje de este proyecto se ha mostrado “desolado” con la noticia de la muerte del actor, que participó “de forma desinteresada” en la grabación de ese capítulo.

faldoncino_nuevo

¿Sabes que 'La Marea' rechaza la publicidad sexista y la del Ibex35?

Un medio debe ser tan libre como coherente.

Protege nuestra independencia.

SuscríbeteHaz una donación

Etiquetas

Valora:

(Ninguna valoración todavía)
Cargando…
Félix Población

Félix Población

3 comentarios

  1. Nora
    Nora 02/09/2014, 14:24

    Si TVE tuviera un poco de cabeza daría algún capítulo de la serie citada como homenaje a Cairo.

    Responder a este comentario
  2. ALI
    ALI 01/09/2014, 23:11

    Y no solo cómico, Migue, como dice el autor, aunque sus otros papeles dramáticos sean menos conocidos. Sí que fue memorable ese Gutiérrez.

    Responder a este comentario
  3. migue
    migue 01/09/2014, 18:29

    Una verdadera pena. Lo recuerdo en el papel de Gutierrez, en la fantastica serie Los ladrones van a la oficina. Donde para mí estaba a la altura de Agustin Gonzalez o Lopez Vazquez. Y era un digno continuador de esa excelente saga de actores y actrices cómicos tan ganiales que ha dado este pais.

    Responder a este comentario

Escribir un comentario

No se publicará tu dirección de email.
Los campos obligatorios están marcados con *

LM57 – Febrero 2018

Última hora

Tus artículos

‘Homo Lubitz’, de Ricardo Menéndez Salmón

Reseña de la última novela de Menéndez Salmón, una obra que "nos adentra en un mundo donde se ejerce una nueva dimensión de lo atroz, esa dimensión no representable ni imaginable y que, al mismo tiempo, nos muestra una visión de futuro de nuestra especie", según Portela.

Los socios/as escriben

Un derecho inhumano

"Un centenar de personas acumulan la misma riqueza que 3.000 millones de sufrientes empobrecidos". Antonio Zugasti reflexiona sobre el derecho a la propiedad.

“La desigualdad es más profunda que el tema salarial si la llevamos a la desigualdad de género y la de clase”

La escritora y directora Irene Hernanz reconoce también su admiración por el bilingüismo en Cataluña.