lamarea.com

domingo 25 febrero 2018

Sociedad

Las familias catalanas denuncian el cierre de líneas escolares con demanda suficiente

Critican que el aumento de ratios en la escuela concertada está absorbiendo a alumnos que podrían mantenerse en la pública

06 mayo 2014
18:45
Compartir
Las familias catalanas denuncian el cierre de líneas escolares con demanda suficiente

BARCELONA // La Federación de Asociaciones de Madres y Padres de Alumnos de Cataluña (Fapac), que aglutina a la mayoría de las AMPAs (Asociaciones de Madres y Padres de Alumnos), ha denunciado este martes el cierre “injustificado” de líneas en las escuelas por parte de la Generalitat, cuando existe demanda suficiente para mantenerlas abiertas. Este hecho se produce, señala la Fapac, por el aumento de ratios en la escuela concertada, que está absorbiendo alumnos que podrían mantenerse en la escuela pública.

La asociación critica que en centros educativos de dos líneas con 35 o 40 peticiones de plaza, el Departament d’Ensenyament (Educación) quiere cerrar una y reubicar a las 10 o 15 plazas restantes en otros centros, cuando “podrían continuar las dos líneas con 17 o 20 alumnos por aula”.

Esta dinámica, afirma la Fapac en un comunicado, responde a “una estrategia claramente manipuladora y una auténtica maniobra para incrementar la ratio en las aulas y para privatizar la educación”.

A principios de este 2014, la Federación puso en marcha un Observatorio para recoger los datos de la planificación de la Generalitat de cara a la matriculación del curso 2014-2015. Ya entonces denunció que los primeros datos mostraban que la intención del Govern era cerrar algunas líneas de la escuela pública, concretamente en Sant Feliu (Barcelona), mientras se mantenían las mismas líneas y oferta en la escuela concertada.

Entonces todavía no se había abierto al período de solicitud de plazas, que arrancó el 11 de marzo. Una vez iniciadas las preinscripciones, se mantiene –según la Fapac- el cierre de líneas en las escuelas a pesar de haber una demanda suficiente para mantenerlas abiertas.

Para el curso 2014-2015, la Generalitat cerrará 275 grupos de educación infantil, la mayoría de P-4 y P-5, puesto que la oleada de cierres de grupos de P-3 se llevó a cabo el año pasado. El Govern justifica estos cierres por la baja de la natalidad desde el 2008, pero la Fapac reclama que se aproveche esta menor demanda para bajar las ratios de alumnos por clase. “Todo el mundo sabe que la calidad de la escuela va ligada directamente a factores como la ratio de alumnos por aula”, subrayan.

“La Fapac se opone al cierre de líneas para incrementar la ratio por encima de los 25 alumnos por aula independientemente de la titularidad de la escuela. La calidad de la educación debe estar por encima de la necesidad compulsiva de ahorro del Govern de la Generalitat”, concluye.

 

La Marea está editada por una cooperativa de periodistas y lectores
Suscríbete aquí para ayudarnos a hacer sostenible este proyecto

¿Sabes que 'La Marea' rechaza la publicidad sexista y la del Ibex35?

Un medio debe ser tan libre como coherente.

Protege nuestra independencia.

SuscríbeteHaz una donación

La Marea

La Marea

0 comentarios

No hay comentarios

There are no comments at the moment, do you want to add one?

Escribir un comentario

Escribir un comentario

No se publicará tu dirección de email.
Los campos obligatorios están marcados con *

Última hora

LM57 – Febrero 2018

Tus artículos

‘Homo Lubitz’, de Ricardo Menéndez Salmón

Reseña de la última novela de Menéndez Salmón, una obra que "nos adentra en un mundo donde se ejerce una nueva dimensión de lo atroz, esa dimensión no representable ni imaginable y que, al mismo tiempo, nos muestra una visión de futuro de nuestra especie", según Portela.

Los socios/as escriben

Un derecho inhumano

"Un centenar de personas acumulan la misma riqueza que 3.000 millones de sufrientes empobrecidos". Antonio Zugasti reflexiona sobre el derecho a la propiedad.

“La desigualdad es más profunda que el tema salarial si la llevamos a la desigualdad de género y la de clase”

La escritora y directora Irene Hernanz reconoce también su admiración por el bilingüismo en Cataluña.