lamarea.com

martes 14 agosto 2018

En la muerte de Adelina Kondratieva

Kondratieva, brigadista internacional y presidenta de la sección española del Comité Soviético de Veteranos de Guerra, falleció el viernes 14 en Moscú, a los 95 años de edad.

16 diciembre 2012
11:08
Compartir

En la madrugada del 14 de diciembre falleció en Moscú, a los 95 años de edad, Adelina Kondratieva, intérprete y traductora del Estado Mayor de la Fuerza Aérea de la República en Albacete durante la Guerra de España, brigadista internacional, presidenta de la sección española del Comité Soviético de Veteranos de Guerra, teniente de Aviación de la República Española y presidenta asimismo de la Asociación Archivo Guerra y Exilio (AGE), Adelina Abramson (de soltera) nació Buenos Aires en 1917, de padres rusos emigrados. Su padre Benjamin había huído de la Rusia zarista en 1910, tras haber sido condenado a muerte por su activismo político. En Argentina residió la familia hasta 1932, año en el que se trasladó a Moscú para participar en la construcción del Estado socialista.

En agosto, junto con su madre y su hermana Paulina de 17 años, llegan a Berlín en el barco alemán Carp Arcona. El padre fue en otro viaje y se reunió con la familia, ya en la URSS, en 1932. Paulina trabajó de mecanógrafa y su padre fue traductor en Editorial Progreso de Moscú. Adelina ingresó con 14 años en la escuela soviética. Quiso hacerlo también en la Unión de Juventudes Comunistas de la URSS, pero necesitó hasta tres solicitudes, por ser hija de trostkista y haber nacido en el extranjero. Si finalmente se le concedió el permiso fue para aprovechar su conocimiento del idioma español, que podría ser de utilidad durante la Guerra de España.

Adelina y su padre, con identidad falsa, viajan a nuestro país para participar en la lucha contra el fascismo. Después de diversas vicisitudes en varias fronteras, consiguen llegar a Barcelona y de allí siguen camino a Valencia. Adelina tiene entonces 17 años y, por sus conocimientos de español, se le asigna un oficio de intérprete y traductora en Aviación, en el Estado Mayor de la Fuerza Aérea de la República, con sede en Albacete. En 1938 regresa a Moscú y, según escribe en sus memorias, recogidas en el libro Mosaico Roto, logra ingresar en la Facultad Obrera para adultos, lo que aquí equivaldría a la instrucción secundaria. En abril del 1941, estudia italiano en la Facultad Militar del Instituto de Idiomas Extranjeros, consiguiendo ser traductora militar de italiano, actividad necesaria para entender a los prisioneros italianos en la Segunda Guerra Mundial, especialmente en los interrogatorios. Choca con sus superiores por el mal trato que se daba a los prisioneros. Al final de la guerra se reincorpora al Instituto Militar de Idiomas.

Una fecha crucial en su vida fue la del 18 de marzo de 1951, cuando su padre es detenido. Se le acusa una vez más de trostkismo. Adelina le acompañó en su detención. De Benjamín Abramson, que ya sobrepasaba los sesenta años, no consiguieron ninguna confesión. Todas las acusaciones, cuenta Adelina, fueron refutadas. Consiguió lo que se llamaba una condena menor: cinco años de gulag, con el destierro subsiguiente, sin poder residir en ninguna ciudad importante. Adelina continuó su vida con muchas dificultales al principio, por ser hija de detenido y además extranjera, hasta ser nombrada jefa de la cátedra de español en el Instituto de Pedagogía.

Cuentan quienes la trataron en Moscú, que cuando un ciudadano español la visitaba, a las pocas horas Adelina recuperaba la fluidez de conversación en el idioma que le procuró trabajo a lo largo de su dilatada existencia, algo que también les ocurría y ocurre a otros brigadistas internacionales esparcidos por el mundo cuando. Su vitalidad y energía eran encomiables, y de sus recuerdos como traductora en la Guerra de España guardaba uno especialmente significativo: “Fue cuando un piloto alemán, recién abatido en vuelo, preguntaba quién lo había derribado. Frente a él, un joven piloto soviético. Lo mío más que traducir fue una especie de juego psicológico: ellos intercambiaron unas miradas tremendas… Era como si el alemán, rabioso, le dijera ‘nos volveremos a ver'”.

Con pasaporte español desde hace algunos años, Kondatrieva intentó en 2009, con la ministra Carme Chacón, que se le reconociera la categoría de teniente de la aviación republicana, de modo que si el Gobierno español se la reconociera le diera el grado de coronel. En una de sus últimas cartas a los miembros de la AGE, Adelina decía: “Desde aquí, soñando con verles lo más pronto posible, me despido con sentimientos tristes pero con ánimos para el futuro que junto a vosotros continuaremos forjando en esta batalla de las personas honradas. Pienso que en la situación actual el gran fracaso es de la derecha que no admitió la derrota sobre el fascismo y el gran fracaso es también de la izquierda que no mostró la historia real a las siguientes generaciones. De ahí la crisis de valores y la vuelta de los fascismos en sus peores manifestaciones ante el asombro de la juventud, que desconoce el horror que traen las dictaduras…”.

¿Sabes que 'La Marea' rechaza la publicidad sexista y la del Ibex35?

Un medio debe ser tan libre como coherente.

Protege nuestra independencia.

SuscríbeteHaz una donación

Félix Población

Félix Población

6 comentarios

  1. Gecko
    Gecko 17/12/2012, 12:10

    Gracias por la estupenda exclusiva de D. Félix Población. La marea está iniciando un buen camino en materia de Memoria Histórica. Les deseo mucho éxito.

    Responder a este comentario
  2. Arabiyo
    Arabiyo 17/12/2012, 08:48

    Tengo entendido que a esa mujer no se le dio la pensión que le correspondía como militar republicana.

    Responder a este comentario
  3. ALI
    ALI 16/12/2012, 13:41

    ¿Alguien ha leído alguna referencia de esta noticia en los periódicos nacionales?

    Responder a este comentario
  4. Flanagan
    Flanagan 16/12/2012, 12:20

    Cosas del cabreo y de la edad, porque he cumplido 82 años y vengo luchando contra el fascismo desde que tenía quince, pero desde entonces no he visto evolución en España. Todavía nos mandan los idiotas por malvados y un ente inexistente así en los cielos como en la tierra, sustentado por fanáticos pederastas que nos presentan a un dios tan poderoso y vengativo que el diablo queda a la altura del betún, porque ¿donde está la diferencia? Si no te jode dios te jode el diablo.
    Analicemos *sin acritud* con la mente serena porque la taquicardia nos puede enviar a un hospital privatizado, futuro de tanatorio, la involución a la que nos ha llevado al Pueblo Español la mano de la harka Pepe desde que el enano saltarín bigotudo sin memoria, profuso escribidor en papel higiénico y limpiabotas de Bush, liberó terrenos públicos regalándolos a la especulación para formar aquel falso boum de *prosperidad* (motivo también del efecto llamada a los parias africanos) que junto con nuestra contribución a la guerra masacre contra el inocente Pueblo de Irak, conformó un conjunto de burradas peperas apostadas en la sombra para legarlas al gobierno socialdemócrata que saliera de las urnas y que fue el de Zapatero.
    Aún estamos sufriendo esa animalada pepera del *atado y bien atado franquista* a la que Maricomplejines con su banda llama descaradamente *la herencia recibida*.
    ¿De quién Mangajoy? ¿El socialismo crea herencias capitalistas?
    Eres el hazme reir de Europa con tu voluminosa cartera de contenido falso haciéndote filmar por el cámara seguidor especial de tus horas para representar el teatro de tu denuedo ante los demás mandatarios.
    La actuación de la gran mesa de reuniones vacía cuando dejaste la cartera en una silla, me produjo risa porque ningún mandatario lleva cartera a esas reuniones, ya que es acompañado por el ministro o alto funcionario relacionado con el asunto que se vaya a tratar y ese es el que porta la documentación en una cartera.
    Me pregunto para qué podrías servir si no te hubieran lanzado al trono de La Moncloa cinco millones de votos desesperados.

    Responder a este comentario

Escribir un comentario

No se publicará tu dirección de email.
Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

LM62 – Julio/Agosto 2018

Cómprala 4 €

Última hora

Tus artículos

“La violencia es más fuerte que durante el conflicto: ahora cualquiera puede matarnos”

Entrevista con Dora Muñoz, indígena del pueblo Nasa colombiano, defensora de derechos humanos y comunicadora

Los socios/as escriben

A quienes están por venir: ¡salud y revolución! (y 7)

En la séptima y última entrega de su serie de ficción, Álex Gaita nos trae unos extractos del Cuaderno de Información y Logística del colectivo Shevek de preparación para el Servicio Exterior.