lamarea.com

sábado 17 noviembre 2018

Opinión

¿Rescate o crimen económico?

Desde hace más de tres años, las autoridades europeas, y detrás de ellas las de los diversos países, están tomando unas medidas de ajuste severo con la justificación de que son imprescindibles para salir de la crisis (…)

28 junio 2012
01:32
Compartir

Desde hace más de tres años, las autoridades europeas, y detrás de ellas las de los diversos países, están tomando unas medidas de ajuste severo con la justificación de que son imprescindibles para salir de la crisis. Pero sus efectos, lejos de ser los que predican quienes las proponen y llevan a cabo, son justamente los contrarios.

Es una evidencia clamorosa que la situación de países como Irlanda, Portugal o Grecia, que han sido “rescatados”, es mucho peor que entonces. Y ninguna de las economías en donde se han aplicado las medidas de austeridad y ajuste para salir de la crisis han salido de ella. La mayoría, incluso han vuelto a entrar en recesión y su población vive ahora peor que antes, con menos ingresos directos, con servicios públicos más deteriorados y con peores expectativas vitales a medio y largo plazo. En la Unión Europea, ya en 2009, había 30 millones más de personas en riesgo de pobreza (115 millones) que en 2007 (85 millones), una cifra que sin duda ha aumentado desde entonces. Ya hay un niño de cada tres en situación de pobreza. Un 41% de las familias ha recortado las compras de alimentos y ha visto reducidas las ayudas básicas que reciben de los gobiernos.

Lejos de mejorar el empleo, como se decía que iba a ocurrir, Europa registra cifras record de paro y también se incrementa la desigualdad. Incluso la prima de riesgo que tanto preocupa a los mercados es ahora más alta que nunca en los países que con más disciplina han aplicado las políticas de austeridad. Y, por supuesto, en ninguno de ellos ha vuelto a fluir el crédito a pesar de las ayudas constantes a los bancos.

Los llamados rescates no han sido sino el salvamento de sus propietarios con dinero público al que se ha dedicado, como poco y sin contar las ayudas opacas, entre 1,2 y 1,5 billones de euros.

La Corte Penal Internacional definió el crimen contra la humanidad como “cualquier acto inhumano que cause graves sufrimientos o atente contra la salud mental o física de quien los sufre, cometido como parte de un ataque generalizado o sistemático contra una población civil”. Digámoslo, entonces, bien claro: lo que están haciendo las autoridades europeas es un crimen económico contra la humanidad y hay que empezar a pedirles cuenta por ello.

¿Sabes que 'La Marea' rechaza la publicidad sexista y la del Ibex35?

Un medio debe ser tan libre como coherente.

Protege nuestra independencia.

SuscríbeteHaz una donación

Juan Torres

Juan Torres

5 comentarios

  1. Xabi
    Xabi 05/07/2012, 00:04

    Lo que está ocurriendo en Francia, si Hollande cumple con su programa electoral, puede hacer que las cosas empiecen a cambiar antes y más rápido de lo esperado; entre otros beneficios estaría que el PSOE o gira a la izquierda o verá como IU y UPyD le adelantan por la izquierda, y se queda colgado y desfasado con respecto a los demás grandes partidos europeos socialdemócratas.

    Responder a este comentario
  2. maioio
    maioio 01/07/2012, 16:23

    pues una alternativa era una moratoria en el pago a los acreedores de Bankia, auditar su deuda y hacer una quita de la parte ilegítima, que vamos a pagar todos los ciudadanos, a nivel estatal o europeo

    Responder a este comentario
  3. Ernesto
    Ernesto 29/06/2012, 21:03

    ¿Cuál hubiese sido la situación en caso de que no se hubiesen ejecutado los rescates? Decididamente la situación seria mucho peor.
    La cuestión no es que exista gente con privilegios que monopolizan la riqueza, el problema real está en que TODOS dependemos de que a esos les vaya bien. Así que “ceteris paribus” el rescate ha sido la mejor salida posible.

    Responder a este comentario
    • cayetano
      cayetano 01/07/2012, 19:18

      Ernesto, ceteris paribus in eternum en la actual crisis y tod@s nos iremos a la mierda, con perdón.
      Prefiero preguntarme, ¿Cúal habría sido la situación, sí se hubieran realizado los cambios estructurales en la UE, que impidieran la Crisis de Deuda? ¿Qué hubiera ocurrido si España, no hubiera estado pagando entorno al 7% de interés la financiación de la deuda? Probablemente no habríamos tenido que recurrir al rescate, la prima de riesgo y los intereses por la deuda en el mercado privado bajan y suben según la confianza o sea, según la voluntad de los actores financieros que inician lo que se da en llamar la inercia de rebaño. Me pregunto, como se hizo dimitir a Berlusconi, se elevó la prima de riesgo a 500 de la deuda italina, dimite y baja. ¿Habrá meigas, qué gobiernan la direccion de la barca al socaire de las corrientes?. Ernesto el secuestro ha sido la respuesta, lo de “salida” ya veremos, si se sigue contrayendo el consumo con políticas impositivas que nos acercan a Europa, pero no distancian más de ella en la equidad distributiva en éstas mismas políticas; nos enfrentamos inexorablemente a dejar en manos extranjeras el resurgir económico de España, dejando caer todo el esfuerzo económico y humano sobre las clases trabajadora y medias, es decir como país perderemos valor añadido en nuestro PIB y los niveles de pobreza se instalarán en amplias capas de nuestros pueblos.

      Responder a este comentario

Escribir un comentario

No se publicará tu dirección de email.
Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

LM65 – Noviembre 2018

Cómprala 4 €

Última hora

Tus artículos

Quorum Global o cómo construir en común

"Las recetas aplicadas hasta ahora no han conseguido el giro de timón que necesitamos. Debemos aprender a escucharnos y a detectar temas, valores y actitudes colectivos", asegura el autor

Los socios/as escriben

“Próximo año en España”, desde Berlín

La asamblea de Izquierda Unida en Berlín organiza un tour para recordar a los brigadistas y exiliados de la guerra civil española.