lamarea.com

viernes 27 abril 2018

¿Por qué en La Marea ofrecemos prácticas curriculares a estudiantes de grado?

La APM publica unos tuits en los que acusa a La Marea de ofrecer trabajo gratis.
Este medio sólo acepta a estudiantes en prácticas no remuneradas (por ley) que necesitan realizarlas para obtener sus títulos universitarios.
Estamos en contra de contratar falsos becarios que en realidad sirven para sustituir a trabajadores.

11 mayo 2016
13:05
Compartir
¿Por qué en La Marea ofrecemos prácticas curriculares a estudiantes de grado?

En La Marea tenemos algunos vicios. Uno de ellos es el de la transparencia. Por eso, desde el primer número, publicamos en nuestra revista mensual El debate de la redacción. En esta sección reflexionamos sobre temas relacionados con cuestiones deontológicas que nos preocupan o interesan.

En la revista que estamos preparando pensábamos explicar a nuestras lectoras y lectores por qué ofrecemos a estudiantes del Grado de Periodismo que hagan sus prácticas curriculares obligatorias y no remuneradas en nuestra redacción. Tras la polémica surgida a raíz de un tuit lanzado por la Asociación de la Prensa de Madrid (APM), en el que nos acusa falsa e injustamente de fomentar el trabajo gratis hemos decidido adelantar su publicación.

 

Cada semana recibimos varias propuestas para realizar prácticas extracurriculares (becas) en La Marea, pero nuestros principios nos obligan a rechazarlas. Y, por desgracia, así será hasta que alcancemos la sostenibilidad económica y podamos pagar dignamente a las personas recién graduadas. Estamos radicalmente en contra de que los becarios sean utilizados para reemplazar a periodistas. Decimos un no rotundo a las empresas que condenan a jóvenes periodistas titulados a concatenar contratos en prácticas (ficticias) cuando en realidad ya son profesionales.

Otra cosa bien distinta es contribuir a la formación de estudiantes que deben realizar prácticas curriculares obligatorias para obtener sus títulos universitarios. Poco antes del verano de 2014, varios profesores se pusieron en contacto con nosotros y nos explicaron que sus alumnos necesitaban realizar parte de los créditos de su grado haciendo prácticas en una empresa. Añadieron que no debíamos preocuparnos por el dinero, porque no debíamos pagar nada. Es más, por ley no pueden ser remuneradas, algo que esperamos cambie próximamente. Sabían bien que estábamos lejos de la sostenibilidad económica y que, a menudo, hemos renunciado a parte de nuestro salario para pagar gastos y colaboraciones. Porque en La Marea las colaboraciones encargadas se pagan. Nuestros autores lo saben y, por eso, cuando hemos tenido problemas de liquidez han entendido los retrasos. Aprovechamos para darles las gracias por su apoyo y profesionalidad.

Finalmente, decidimos dar el paso y abrir nuestras puertas a estudiantes. Consensuamos horarios y una pequeña ayuda de bolsillo: 100 euros mensuales. Pero vamos a ser sinceros, para una redacción tan pequeña como La Marea, ayudar a que los estudiantes se formen supone un esfuerzo extra.

Por ello, este año, en el que afrontamos proyectos complejos como #YoIBEXtigo, estuvimos a punto de no renovar la oferta. Luego recordamos nuestra experiencia con Alejandra, Guillermo, Pilar, Alba y Juan Antonio, y decidimos que valía la pena hacerlo. También pensamos en Lola,  la estudiante de secundaria de 14 años que hace unas semanas nos pidió pasar tres días en la redacción dentro del proyecto 4ºESO + Empresa.

En los tres años y medio de vida de La Marea hemos convivido sólo con cinco estudiantes durante periodos de tres meses. Por supuesto, ninguno de ellos tenía la licenciatura o el grado en Periodismo. A una de ellas la contratamos como community manager en cuanto tuvimos ocasión, pero es tan buena que obtuvo plaza para estudiar un máster que la está haciendo aún mejor. Otro de ellos quiso repetir y fue un placer volverle a ver en la redacción el verano pasado. Para nosotros fue un orgullo que ambos hicieran su Trabajo de Fin de Grado sobre nuestra revista (nuestra directora acudió a la presentación y dice que fue espectacular).

Varios errores de la APM en 140 caracteres

Por todo ello, nos ha sorprendido que este martes la APM señalara a La Marea de un modo excepcional, como puede comprobarse en el timeline de su Twitter, en el que no vemos destacado del mismo modo a ningún otro medio de comunicación.

Además, la asociación comete varios errores que nos preocupan no sólo por el perjuicio que nos han supuesto, sino también porque un organismo de este tipo debería ser un ejemplo para periodistas.

1. Para empezar, nadie de la APM se ha puesto en contacto con La Marea para saber en qué consisten exactamente las prácticas que ofrecemos. La regla más elemental de nuestra profesión exige consultar a los protagonistas de las informaciones que publicamos.

2. El tuit inicial de la APM dice: “La Marea busca becarios 5 horas diarias de lunes a viernes a cambio de 100€ como ayuda de bolsillo #gratisnotrabajo.”

El mensaje es, cuando menos, poco riguroso. No buscamos becarios ni trabajadores. ¿De dónde ha sacado esas palabras? La APM sabe perfectamente, o debería saber, cuál es la diferencia entre una beca y unas prácticas curriculares no remuneradas (obligatorias). Nuestros estudiantes no vienen a sustituir a ningún trabajador, sino a cursar créditos obligatorios para obtener su grado y a aprender el máximo posible durante un periodo limitado en el que cogen soltura en la redacción de noticias y adquieren nuevas habilidades. Por ello, aplicarnos un hashtag que compartimos desde nuestra fundación es tan ofensivo como injusto.

3. Cuando un tuitero hace notar a la APM que en el anuncio de la URJC que reproduce la asociación “no pone que sean becarios” ésta contesta: “Pone prácticas de redacción, que es lo mismo y no cabía en el tuit. Saludos.” ¿Desde cuándo la limitación de espacio de esta red social sirve de excusa para la falta de precisión?

Aclaraciones

Desde la redacción de La Marea pedimos a la APM que aclare los siguientes puntos:

  1. ¿Por qué confunde prácticas obligatorias para futuros periodistas con becas que acaban siendo trabajo encubierto?
  2. ¿Por qué señala públicamente a La Marea y no menciona del mismo modo a ningún otro medio en su timeline cuando, desgraciadamente, son tantos los que, a pesar de contar con presupuestos millonarios y superávit, ofrecen 0 euros a sus becarios? ¿Cómo explica esa arbitrariedad?
  3. ¿Por qué nadie nos preguntó por el tipo de prácticas que ofrecemos? Quizá podría haber consultado la opinión de los estudiantes en prácticas, publicada al finalizarlas.

Por supuesto, antes de publicar este artículo, nos hemos puesto en contacto con la APM. En una llamada telefónica nos han dicho que la publicación de los tuits es una decisión de la comisión de la campaña #gratisnotrabajo. Tras recibir una denuncia, sus miembros han considerado que La Marea ofrece “trabajo basura”. Hemos intentado que nos argumentaran sus motivos o nos dijeran quién integra dicha comisión (son tiempos de transparencia). Lamentablemente, no han respondido a estas cuestiones, a pesar de haberles llamado dos veces y haberles enviado un mail con las preguntas.

Confesamos que el ataque gratuito de la APM nos ha cogido por sorpresa. No esperábamos que nos ayudara a promocionar la campaña de crowdfunding para investigar al IBEX35 que acabamos de lanzar. Pero tampoco que nos pusiera “en la picota” -así se expresaba el redactor jefe de un gran medio que se solidarizaba con nosotros- y confundiera a nuestros lectores y mecenas en un momento tan importante para este medio.

La Marea ha escogido un camino muy difícil. Por un lado, cumplir con un principio que nos parece fundamental y obligatorio, pagar las colaboraciones encargadas. Y, por otro, renunciar a la financiación y patrocinio de las empresas que contradicen nuestros principios éticos. Eso nos hace libres, pero también limita nuestro crecimiento y posibilidades de contratación. También nos grangea muchos enemigos. Pero nos debemos sólo a nuestra profesión. Por eso, seguiremos denunciando las malas prácticas, la manipulación y desinformación, los contenidos patrocinados y engañosos, o los viajes y regalos a periodistas pagados por grandes empresas, muchas de las cuales forman parte del IBEX35.

Creemos en este oficio y por eso estamos felices de compartirlo con jóvenes que están a punto de empezar sus carreras profesionales. Pronto concluiremos la selección de los nuevos estudiantes en prácticas. Si os apetece, os acogeremos con las mismas ganas que a Alejandra, a Guillermo, a Pilar, a Alba y a Juan Antonio.

/La redacción

PD: Atenderemos a las preguntas de nuestros suscriptores a través del correo electrónico. Pero no mantendremos debates en redes. Necesitamos todo el tiempo disponible para IBEXtigar. Gracias por vuestras muestras de solidaridad.

¿Sabes que 'La Marea' rechaza la publicidad sexista y la del Ibex35?

Un medio debe ser tan libre como coherente.

Protege nuestra independencia.

SuscríbeteHaz una donación

La Marea

La Marea

0 comentarios

No hay comentarios

There are no comments at the moment, do you want to add one?

Escribir un comentario

Escribir un comentario

No se publicará tu dirección de email.
Los campos obligatorios están marcados con *

_blank

LM60 – Mayo 2018

Cómprala 4 €

mi master - la marea

Última hora

Tus artículos

¿Dónde está mi derecho a decidir?

"Se trata de hacer valer una más que dañada democracia, que parece que nunca acaba de despertar"

Los socios/as escriben

Mentalidad postcapitalista

"Lo de la meritocracia resultaría de risa si no tuviera unas consecuencias tan crueles. ¿Qué méritos han hecho los ocho hombres más ricos del planeta para tener la misma riqueza que los 3.600 millones de personas más pobres?". Antonio Zugasti reflexiona sobre el imaginario capitalista.