Barcelona, preparada para acoger a 1.200 refugiados en noviembre

Ada Colau presenta el plan junto a Ignasi Calbó e Isabel Ferrer.

El plan, que aún es un primer “borrador”, será coordinado por Ignasi Calbó e Isabel Ferrer, directora de emergencias del Ajuntament de Barcelona, y constará de varias fases

La alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, ha presentado este martes el plan de acogida de refugiados que llegarán a la ciudad, previsiblemente, a lo largo del mes de noviembre. En este sentido, ha vuelto a denunciar la “falta de compromiso del Estado español”, que no estaría facilitando información a los ayuntamientos y comunidades autónomas que se han ofrecido para esta labor. Sin embargo, Colau ha asegurado que por cauces “internacionales” han podido saber que lo más probable es que el primer contingente esté formado por 1.200 personas.

El plan, que aún es un primer “borrador”, estará coordinado por Ignasi Calbó e Isabel Ferrer, directora de emergencias del Ayuntamiento de Barcelona, y constará de varias fases. “Hemos tenido que reaccionar muy rápido”, ha explicado la alcaldesa. La primera será la del recibimiento, tras la llegada de los refugiados, que se alojarán en el edificio Fórum. Allí se analizará el estado de estas personas y, según las necesidades, se las distribuirá en otras instalaciones.

Colau ha querido hacer un “llamamiento” a “mentalizarnos como ciudad” para preservar la intimidad de los refugiados, al menos en la primera fase. “Estamos hablando de personas que llegarán en una situación muy dura y difícil, algunas en situaciones traumáticas, con la pérdida de personas queridas”, ha recordado. Debido a esta “vulnerabilidad”, Colau ha pedido “responsabilidad” a los medios de comunicación. “Necesitarán tranquilidad e intimidad”, ha incidido. Al mismo tiempo, ha asegurado que son muchos los ciudadanos que siguen poniéndose en contacto con el Consistorio para ofrecer su ayuda.

En el desarrollo del plan participarán diferentes servicios de emergencia de la ciudad. Desde la alcaldía se creará una “estructura técnica de coordinación” que se encargará de poner en marcha las diferentes fases. Tras la de recepción, vendrá la de acogida -que durará entre siete y 10 días-, donde se ofrecerá a los refugiados servicios básicos, y desde la que se irán derivando a otros municipios de Cataluña o se integrarán en la vida de la ciudad de Barcelona. Por último estaría la fase de “seguimiento social” -entre seis y 12 meses-, en la que entrarán en juego trabajadores sociales y psicólogos.

bannernewsletter

PUBLICIDAD
Banner
Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.