lamarea.com

domingo 22 julio 2018

Opinión

Cuando Artur Mas bajó del helicóptero

Artur Mas ha usado las ganas de independencia, pero no las ha inventado. El conflicto está ahí desde mucho antes de que Mas lo metiera en su saco

24 septiembre 2015
11:35
Compartir
Cuando Artur Mas bajó del helicóptero
El president de la Generalitat de Catalunya, Artur Mas, y el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy. LA MONCLOA

En junio de 2011, un recientemente nombrado president Artur Mas tuvo que ponerse en manos del responsable del operativo de los Mossos d’Esquadra y subir resignado a un helicóptero policial que le permitiera, como al resto de diputados, acceder al Parlament por aire. Con el ruido de las hélices, el presidente catalán probablemente no llegó a escuchar, aunque ya los conocía de sobra, los gritos de los catalanes que, abajo, a las puertas, protestaban como en el resto de España contra las políticas comunes de recorte, de amiguismo de mercado y contra la represión del Govern ejercida días atrás contra ciudadanos concentrados en Plaza Catalunya mediante el brazo ejecutor del entonces conseller de Interior Felip Puig.

El Artur Mas resignado y cada día más hundido en las encuestas que veía desde las alturas la protesta contra sus políticas, no podía imaginar la eficiencia como paracaídas personal que poco tiempo después demostraría tener arrojar a la papelera aquella frase que pronunció unos meses atrás: “Jamás iniciaré un proceso de independencia dividiendo en dos mitades a Cataluña”. El president aislado en helicóptero estaría poco tiempo después siendo abrazado fraternalmente en tierra firme por el líder de las CUP o encabezando masivas marchas ciudadanas. Y sin necesidad de dejar de lado sus políticas.

Artur Mas ha usado las ganas de independencia, pero no las ha inventado. El conflicto está ahí desde mucho antes de que Mas lo metiera en su saco. Viene de lejos. Está ahí desde que una parte de España no quiso aceptar que Cataluña no era una simple extensión de la llanura de Castilla. Está ahí desde que parte de Cataluña se creyó la teoría del “Espanya ens roba”, acuñada por quienes robaban en casa. Está ahí desde que los poderes de Madrid decidieron optar por negar la realidad torpedeándola o mirando hacia otro lado como solución para una realidad que seguía creciendo.

El conflicto está ahí desde que los poderes de Barcelona decidieron que el problema de Cataluña eran los jornaleros andaluces o extremeños en lugar de los bancos andorranos. Desde que una parte de España ha entendido la lengua y la cultura catalanas como una agresión y desde que parte de Cataluña ha querido entender que esa parte intolerante de España era toda España. El conflicto está ahí y ha crecido, desde que alimentarlo llenaba más urnas a uno y otro lado del Ebro que sentarse a hablar. El conflicto de banderas ha terminado siendo la razón de ser de demasiada gente durante este proceso de deterioro.

Enterradas las propuestas políticas bajo banderas, lo único importante de las elecciones del día 27 será analizar el número de votos el lunes 28. Tantos para Junts pel Sí + CUP, tantos para el resto. Los encargados de analizarlos y entender “el encargo de los catalanes” en caso de resultado ajustado serán los mismos que han llevado a España y Cataluña a esta relación sentimental de Pimpinela llena de zancadillas y amenazas. Pintan mal las propias conclusiones si el resultado no es claro. Y pinta mal lo que vendrá después, sea cual sea el resultado: una Catalunya que no sabrá de sí misma en qué porcentaje está con las reivindicaciones a las puertas del Parlament y en qué porcentaje con los que entraban en helicóptero.

¿Sabes que 'La Marea' rechaza la publicidad sexista y la del Ibex35?

Un medio debe ser tan libre como coherente.

Protege nuestra independencia.

SuscríbeteHaz una donación

Etiquetas

Valora:

(Ninguna valoración todavía)
Cargando…
Gerardo Tecé

Gerardo Tecé

Modelo y actriz. Escribe, pinta y colorea cosas en sitios desde que tiene uso de Internet. También en Carne Cruda, Vice, CTXT, 20 Minutos y Atresmedia, entre otros.

0 comentarios

No hay comentarios

There are no comments at the moment, do you want to add one?

Escribir un comentario

Escribir un comentario

No se publicará tu dirección de email.
Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

LM62 – Julio/Agosto 2018

Cómprala 4 €

Última hora

Tus artículos

Pasaporte no reconocido

"España sigue siendo la potencia administradora del Sáhara Occidental, mis abuelos tenían DNI español y toda mi familia es descendiente de españoles. Además, llevo más de 18 años en España. Pero resulta que no estoy reconocida como ciudadana de ningún lado", explica Basma Mulay, refugiada saharaui.

Los socios/as escriben

A quienes están por venir: ¡salud y revolución! (y 7)

En la séptima y última entrega de su serie de ficción, Álex Gaita nos trae unos extractos del Cuaderno de Información y Logística del colectivo Shevek de preparación para el Servicio Exterior.

Ya tenemos anarquismo, ¿cómo repartimos los cuidados? (6)

En la sexta y penúltima entrega de su serie de ficción, Álex Gaita nos trae unos extractos del Cuaderno de Convivencia de la biblioteca y centro social Emma Goldman, en Nuevo Tecpatán.