1.470 días de reflexión

Entre aquel 15-M previo a las últimas elecciones municipales y este domingo han pasado 1.470 días, en los que (se) han empezado a cambiar muchas cosas

Dicen que este sábado toca reflexionar. Podríamos reflexionar sobre muchas cosas. Sobre que exista el día de reflexión, por ejemplo. El día de reflexión de alguna manera nos sugiere a los malpensados que hay quien espera que el resto de días no reflexionemos, con los consiguientes dividendos y beneficios económicos que eso de no reflexionar genera a otros. Los malpensados nos fijamos en esos detalles. En un plano teórico que exista un día así nos incita a no reflexionar o a hacerlo en modo perezoso los días comprendidos entre un “¿Me da su DNI? Puede introducir el voto” y el siguiente “¿Su DNI, por favor? Deposite la papeleta” cuatro años después. Podemos así usar esos días tontos que quedan entre voto y voto para hacer otras cosas más interesantes que darle vueltas a la cabeza, como por ejemplo encogernos de hombros con cada factura de la luz que no entendemos.

Podríamos reflexionar hoy sobre un montón de cosas pero a mí no se me ocurre nada mejor que hacerlo sobre los días que han unido uno tras otro, todos ellos con reflexión, a aquel 15-M previo a las últimas elecciones municipales y este domingo. Han sido 1.470 días. Cada uno de ellos con sus mañanas llenas de madrugones, de trabajo, de gente que no tenía un sitio al que ir a trabajar o una casa en la que quedarse, mañanas en España y en el exilio de la movilidad exterior de los que se fueron a pasar frío al norte porque aquí el único calor que recibían era el del sol. 1.470 mañanas de portadas de periódicos que mentían para desanimar y bajar el ánimo cuando éste subía entre la gente que empezaba a aprender que reflexionar, mirar lo que estaba pasando alrededor de forma inteligente y organizarse, era sanísimo para la salud. 1.470 días en los que (se) ha empezado a cambiar muchas cosas.

Para empezar han cambiado los que negaban que hiciera falta cambiar. Tenemos 1.470 días después la satisfacción de verlos pasarlo mal, desenvolviéndose como pulpos en un garaje teniendo que usar conceptos que hace cuatro años despreciaban o en el mejor de los casos ignoraban o les eran ajenos, como democracia interna, transparencia o rescate ciudadano. Conceptos perroflautas que forman parte hoy, 1.470 días después, de todas las páginas de discursos con corbata. En estos cuatro años de reflexión no sólo se han ido poniendo conceptos sobre la mesa. También se aspira a ocupar la silla. La cifra del 65% de votantes que apoyaron a PP y PSOE en los ayuntamientos hace 1.470 días caerá de forma importante mañana en toda España. Este domingo por la mañana, cuando nos levantemos aún no sabremos, puede ser que sí, puede ser que no, si ciudades como Madrid o Barcelona pasarán a ser gobernadas por las manos de la gente, la misma gente a la que hace 1.470 días se le dijo con tono paternalista y sin entender nada de lo que estaba pasando: “En vez de protestar, presentaos a unas elecciones”. Bien, aquí están las elecciones. No está mal para sólo 1.470 días de reflexión, ¿eh?

La Marea, Suscripción, Revista

aportacion la marea

Gerardo Tecé

Modelo y actriz. Escribe, pinta y colorea cosas en sitios desde que tiene uso de Internet. También en Carne Cruda, Vice, CTXT, 20 Minutos y Atresmedia, entre otros.

PUBLICIDAD
Banner
Comentarios

2 respuestas a “1.470 días de reflexión”

  1. Vamos a ir preparando el logo que se nos ha escapado esta vez, algo así como «queremos estar» o «venimos aquí», con una flecha apuntando al sitio…; algo que demuestre lo que nos importan o lo que valen los linchamientos mediáticos como los que hemos vivido estos últimos tiempos y cual es nuestro destino.

  2. Esta reflexión, de estos 4 años es la que mañana nos debe conducir, hacia la papeleta que debemos introducir, en las urnas. También es muy importante la reflexión de este sábado, porque en los partidos viejos, nos ha servido la reflexión de los 4 años. Pero ojo que hoy nos toca reflexionar sobre estos emergentes, que por lo menos la mitad no son trigo limpio

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

PUBLICIDAD
Banner