La carta de un funcionario a Carmen Polo de Franco en 1958 para que hiciera la declaración

Un funcionario de hacienda envió una carta en 1958 a Carmen Polo de Franco para avisarle de que tenía que hacer la declaración de la renta

MADRID// Pongámonos en situación. Un funcionario del ministerio de Hacienda de la España franquista en marzo de 1958 está repasando expedientes. De pronto descubre el nombre de una persona que no está realizando la declaración de la renta y se encuentra con que tiene que mandar una carta para pedirle que tiene que cumplir con sus obligaciones fiscales. Nada extraño, si no fuera porque el nombre de esa persona que no está cumpliendo con el fisco es Carmen Polo de Franco, esposa del caudillo, del generalísimo, del dictador que maneja España con mano de hierro. Todos entenderíamos que el funcionario del Ministerio de Hacienda guardara el expediente y siguiese con su trabajo buscando una persona menos peligrosa a la que notificar, por su trabajo y su vida. Pues bien, el funcionario no sólo no guarda el expediente de doña Carmen Polo Franco, sino que redacta una carta dirigida a la esposa de Franco y la envía a El Pardo para avisar a la primera dama de que tiene la obligación de presentar la declaración y que el plazo límite es el último día de abril. Además avisa a Carmen Polo de que si no lo hace podrá ser sancionada con diversas multas y sanciones.

La carta se encuentra disponible en el archivo de la Fundación Francisco Franco, accesible y digitalizada por las subvenciones que recibió del Estado para dicha función en los años 2001 y 2002. No sabemos nada del funcionario que cumplió su labor de forma ejemplar, pero al menos que quede constancia de la magnífica labor de un trabajador que hizo su trabajo jugándose el tipo, y de qué manera.

Captura de pantalla 2014-11-20 a la(s) 13.57.43

faldon_noticias

Antonio Maestre

Periodista y Documentalista. Aspirante a imitador de Günter Wallraff.

PUBLICIDAD
Banner
Comentarios

4 respuestas a “La carta de un funcionario a Carmen Polo de Franco en 1958 para que hiciera la declaración”

  1. Bueno, esto es un chiste que no se lo cree ni el que asó la manteca.

    En un sistema de TERRORISMO DE ESTADO CON ABSOLUTA IMPUNIDAD PARA ESOS ASESINOS Y TODAS SUS PLAGAS DE ASESINOS QUE CON ELLOS COLABORARON Y QUE TODAVÍA LOS SIGUEN ENSALZANDO Y HACIENDO APOLOGÍA DE SU TERRORISMO DE ESTADO, es fácil asegurar que la realidad era la que corresponde a este SISTEMA.

    Lo demás no pasa de ser anecdótico, cuando no directamente mentira, inventado, burdamente manipulado, etc., etc., etc.

    SALUD COMPAÑEROS.

  2. Tengo la sensación de que era un modelo de carta preexistente especialmente dedicada para jerifaltes del régimen (casi todos hombres, de ahí el “muy señor nuestro”). Debió ser algo bastante común en la época.

    Y sí, se jugó el tipo. Este tipo de cartas hubiera cabreado considerablemente más a la collares que al propio Franco.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

PUBLICIDAD
Banner