lamarea.com

martes 13 noviembre 2018

Opinión

Podemos, entre la grima y la necesidad

“Los tratamientos de choque no deben durar eternamente, un Estado español gobernado por Podemos debería dar paso en pocos años a un sistema político que refleje la pluralidad política de la sociedad española”, afirma el autor

<em>Podemos, entre la grima y la necesidad</em>
Pablo iglesias junto a Juan Carlos Monedero e Íñigo Errejón en una imagen de archivo. FERNANDO SÁNCHEZ

Reconozco que me descolocó (bueno, me indignó más bien) aquel vídeo de hace meses en el que Pablo Iglesias hablaba de ‘gentuza’ para referirse a personas excluidas y donde justificaba la violencia para responder a un hurto. Luego dijo que fue ironía, pero tampoco me tranquilizó del todo la explicación que dio después en su blog (como tampoco me tranquiliza que un político no sepa manejar la ironía en cuestiones tan graves). Desde entonces, aunque le dé la razón a Iglesias en muchos argumentos (en incluso lo jalee para mis adentros) no dejo de pensar en lo de la ‘gentuza’.

Reconozco que me cuesta más justificar otras suspicacias que me despiertan algunos miembros de la cúpula de  Podemos. No dice mucho en favor de mi capacidad de análisis político que el lenguaje no verbal de Monedero me asuste (siempre con el ceño fruncido) o que me escame el hecho de que, como el psicoanálisis, Carolina Bescansa tenga respuesta para todo. Tampoco veo diáfana la postura de la cúpula de Podemos sobre conceptos como ‘patriotismo’, ‘nación’, ‘pueblo’… por no decir que me parecen del todo insuficientes las medidas dedicadas al medio ambiente que recoge su programa electoral (10 medidas, poco desarrolladas), cuando creo que la defensa del medio ambiente es la única lucha que, de verdad,  pone contra las cuerdas al capitalismo salvaje. Ni que decir tiene que los partidos tradicionales y sus cúpulas me despiertan mucha más suspicacia, pero al igual que a usted y a muchos electores, los partidos tradicionales cada vez me dan más igual.

Dicho esto, creo que Podemos es necesario, y quería analizar algo que viene pasando los últimos días: PP, PSOE y sus medios afines están tratando de ver en los interminables escándalos de corrupción descubiertos en sus filas la explicación para el ascenso imparable de Podemos en las encuestas. El razonamiento es simple y desesperado: “Si Podemos sube en los sondeos es por nuestros casos de corrupción. Si tomamos medidas contra la corrupción, frenaremos el ascenso de Podemos”.  Se equivocan. Los casos de corrupción en el seno del bipartidismo son sólo una de las explicaciones para el auge de Podemos. La explicación principal va más allá de la propia formación política que lidera Pablo Iglesias.

En una escena mítica de la película Aprile, de Nanni Moretti, el cineasta italiano mira desesperado una tertulia política en la tele. Corre el año 1998 y el candidato izquierdista, Massimo D’Alema, deja que Berlusconi suelte toda su bazofia fascistoide sin replicarle. Moretti clama: “¡D’Alema, di algo de izquierdas! ¡D’Alema, respóndele, dí algo sobre ciudadanía al menos! ¡D’Alema, di algo, lo que sea!” Esta escena muy bien pudo marcar el acta de defunción (tras una agonía larvada desde mediados de los ochenta) del discurso socialdemócrata en Europa. Y sin duda refleja el estado de ánimo de muchos ciudadanos de izquierdas desesperados con sus representantes políticos.

Asiduo a las tertulias televisivas, Pablo Iglesias y sus compañeros en la cúpula de Podemos han llegado para solventar ese deseo de muchos ciudadanos de responder a tanta berlusconización de la política, a tanto compadreo. Ojo: el mero deseo de responder, de que alguien responda, es lo que ha logrado que la ciudadanía encumbre a la formación de Pablo Iglesias. Podemos es un recipiente que recoge una lluvia de indignación (de la izquierda, pero también de la derecha, ahí está Bertín Osborne), pero esa lluvia es previa. Es llamativo que otros partidos nuevos no hayan sabido o podido capitalizar ese estado de ánimo colectivo, sin duda porque no han querido bajar al fango de las tertulias televisivas. Podemos, además, juega con una baza política de la que nadie más disfruta: son absolutamente inéditos, no han ejercido ninguna responsabilidad de Gobierno, no se han manchado las manos (todavía).

Una sociedad democráticamente sana no debería necesitar de un partido como Podemos, pero la sociedad española no es democráticamente sana. De hecho ahora sabemos que la Transición fue un modelo, sí, pero empezamos a tener dudas exactamente de qué. ¿Un modelo de cómo perpetuar un sistema clientelista y caciquil, dando la ilusión de que los ciudadanos deciden algo?

Podemos debe actuar como una pastilla de jabón: debe servir para contribuir a la limpieza de la sociedad pero, como el jabón, irse por el desagüe una vez que ha sido utilizado. Por descontado, nadie dice que deba desaparecer una vez que haya hecho su trabajo (empujar hacia una reforma electoral, una revisión del texto Constitucional, un blindaje de los derechos sociales, una auténtica reforma fiscal progresista, etcétera). Pero si algo hemos aprendido es que a España no le sientan bien los partidos hegemónicos. Quizá debamos estar aliviados por el hecho de que haya surgido en España un partido como el que lidera Iglesias, que sirva de tratamiento de choque y que canalice el descontento ciudadano (alejándolo de la violencia que se vive en otros países). Pero los tratamientos de choque no deben durar eternamente y si la raíz de Podemos es de verdad ciudadana y democrática, un Estado español gobernado por ellos debería dar paso en pocos años a un sistema político que de verdad refleje la inmensa pluralidad política de la sociedad española.

faldon_noticias

¿Sabes que 'La Marea' rechaza la publicidad sexista y la del Ibex35?

Un medio debe ser tan libre como coherente.

Protege nuestra independencia.

SuscríbeteHaz una donación

Toño Fraguas

Toño Fraguas

18 comentarios

  1. Carmen
    Carmen 10/11/2014, 21:00

    Para NOESASI:
    Una señora venezolana y apolítica que ha estado recientemente en España para visitar a unos familiares y a la que conocí casualmente, se preguntaba asombrada de cómo pueden decir en este país que en Venezuela no hay democracia. Solo por poner un ejemplo me comentó que hay un individuo de la oposición, (no recuerdo que nombre me dijo) que incita, con total impunidad, desde las TV venezolanas a que den muerte a Maduro.

    Responder a este comentario
  2. cayetano
    cayetano 07/11/2014, 00:26

    ¿Qué análisis sustentan la siguiente afirmación en el artículo?: ” que sirva de tratamiento de choque y que canalice el descontento ciudadano (alejándolo de la violencia que se vive en otros países) ”

    Un cordial saludo.

    Responder a este comentario
  3. Levaux
    Levaux 06/11/2014, 21:02

    Chapeau!!! Análisis certero.
    (…) la sociedad española no es democráticamente sana (…)

    Responder a este comentario
  4. lunar
    lunar 05/11/2014, 23:30

    Que buenos comentarios y reflexiones en general que son capaces de desmontar ,las objeciones,desconfianza,miedos,sobre podemos. A mi también me ha llamado sobremanera la atención el comentario de Toño sobre el miedo..a caso no sentimos terror por el golpe de estado encubierto de la derecha recaslcitrante que nos gobierna.o por la pila de leyes aprobadas que vulnera nuestros derechos fundamentales…. verdadero miedo hay que tener al 24% en intención de voto para el pp..cuales son las claves de esto? Sin duda parte responde al nivel cultural y la falta de conciencia ideológica de este país. Creo que estamos ante un hito histórico con podemos sin precedente.y obviamente no por el contenido de su discurso porque no aportan grandes ideas sí no porque han sino capaces (obviamente por la situación económica y social que acontece ha tenido mucho que ver) de recuperar la credibilidad y la esperanza .que otros no han sabido…y será un discurso populista.aunque no más que los del bipattidismo ( cheque bebe,8 millones de puestos de trabajo).pero con un sentido común impresionante..y parte de la clave. Es que .estan rodeados de las gentes de la calle..de la ciudadanía.. Y por tanToño el mensaje de podemos tiene absoluta identidad con el mensaje de la ciudadania

    Responder a este comentario
  5. kimatokima
    kimatokima 05/11/2014, 14:24

    Brillante análisis. Totalmente de acuerdo.

    Responder a este comentario
  6. Xabier
    Xabier 05/11/2014, 13:40

    “Una sociedad democráticamente sana no debería necesitar de un partido como Podemos, pero la sociedad española no es democráticamente sana.”

    Creo que esta frase resume a la perfección lo que muchos pensamos sobre Podemos. Cada vez se ve más claro que es lo que se necesita como revulsivo ante la doctrina shock, pero es un tanto frustrante que mientras en Grecia la respuesta a una situación parecida es una coalición de izquierdas, en España es un mensaje populista, que sitúa todos los problemas en una pequeña y malévola casta y fomenta un discurso por encima de las ideologías.

    De todas formas, no es “culpa” de Podemos por dar en el clavo, es más un problema de esta sociedad y especialmente de la izquierda no haber conseguido en este contexto crear una alternativa con opciones de vencer.

    Responder a este comentario
  7. Toño
    Toño 05/11/2014, 09:21

    Hola Chema, yo prefiero dejar las emociones de lado cuando se trata de política y mantenerme en lo racional. Después de tantos años procuro no ilusionarme con nada, porque tengo demasiadas experiencias de decepción.
    En los noventa fui parte de la plataforma 0,7 (durante la huelga de hambre llevé la comunicación), más adelante milité en Nueva Izquierda, partido que desgraciadamente fue deglutido por el PSOE. He pertenecido a Comités de Empresa, a Comisiones Obreras (fugazmente). Como seguramente tú también haces, colaboro con varias ONGs.
    Políticamente simpatizo con Equo, cuyo programa me parece mucho más completo y reflexionado que el de Podemos. También porque todas las innovaciones en cuanto a transparencia, participación y representatividad que pueda hacer Podemos o que intenten hacer partidos más grandes, Equo ya las he hecho hace tiempo… Creo que Equo, Compromís, CHA, Iniciativa… esos partidos pequeños, con sus virtudes y sus defectos, tienen mucho que aportar. Ojo, también Ciutadans y UPyD.
    Me emocionó el 15M (estuve en aquella manifestación y participé en todo lo que pude) me emocionan los gestos bellos provengan de quien provengan y creo que hay gente valiosa en todas las opciones ideológicas. Quizá es eso lo único que, de fondo, le objeto a Podemos: demasiada apelación a las sensaciones, un discurso ‘demasiado perfecto’ para los medios de comunicación. Demasiado foco, escenario, logotipo, atril… Más de lo de siempre. Muchas gracias por tus comentarios.
    Un abrazo

    Responder a este comentario
    • Chema Ayllón
      Chema Ayllón 05/11/2014, 20:39

      Recibo tu abrazo. Exagero si te digo que me duele el “más de lo de siempre”. Nunca milité ni pertenecí a ONG’s. Traté de unir el ser un asalariado sin estudios (mi CV es subrealista) con la música, con la que pretendía “cambiar el mundo”, pero me di de bruces conmigo mismo y mientras me recuperaba del sueño apareció Podemos. En esos momentos apuntaba sin mucha fe a Equo como la Syriza española. Si fuera mas de lo mismo tendríamos otro partido de izquierda (sin comillas) con un escaso electorado, y los conceptos de transparencia, participación y representatividad, que obviamente no ha inventado Podemos, seguirían siendo…un lejano rumor vaya usted a saber donde. Por contra tienes, tenemos, un país con varios miles de personas (muchas de ellas haciendo asambleas semanales en todos los puntos de la geografía sin haber militado jamás en ninguna parte) y en Telecinco un programa de “debate político” el sábado por la noche, por ejemplo. Mi afecto por Equo es inmenso, y espero verles gobernar junto a lo que sea Podemos en ese momento. En el caso valenciano ni te cuento lo que me alegra que existan partidos con gente que la lleva luchando tiempo, porque son pioneros y necesarios para regenerar la terrorífica política de este lugar (Comunidad Valenciana). Pero ahora necesitamos consenso, porque no se si me negarás, que una oportunidad como esta, nunca la tuvimos. Creo que estamos en un momento que nos exige centrarnos en buscar nuevos consensos y dejar a un lado las dudas y el escepticismo. Mientras no te decepciones tu a ti mismo no hay problema, pero un periodista de la Marea no puede decir que procura que nada le ilusione, vamos, lo puede hacer, pero a mi se me hace raro. Gracias por responder a mis preguntas, estoy convencido de que con periodistas como tu y con medios como la Marea ese futuro que auguras al final del artículo llegará antes de lo que nos pensamos. ¡Un abrazo!

      Responder a este comentario
      • Levaux
        Levaux 06/11/2014, 21:16

        Nada más que añadir. El artículo es brillante y los comentarios también. Pues sí, es una agonía llevar las ilusiones metidas en un voto… a iu, a equo, al partidox…
        igual podemos es el principio del cambio?… y ojalá estén todos los que valen!

        Responder a este comentario
  8. Palikari
    Palikari 04/11/2014, 16:04

    A mí me da muchísima más grima que Pablo Iglesias dijese en Fort Apache que “los presos de ETA deberían ir saliendo de las cárceles” (no era una ironía), o cuando en la TV venezolana dijo que “envidiaba” la “democracia” de Venezuela, que se “emociona” al oír al “comandante Chávez”, al que “echa de menos, y que Venezuela era su “referencia” y modelo a seguir para Europa.

    Lo que no entiendo es luego cómo tiene Pablo Iglesias la desfachatez de denunciar a quienes se lo recriminan. Los vídeos están ahí; los puede ver todo el mundo.

    España no necesita un partido populista y extremista como Podemos, cuyas demenciales propuestas (las pocas que tiene) son un suicidio y dejarían a España aislada y en la más absoluta miseria (la crisis de ahora es una fiesta en comparación). Lo que necesita España es partidos decentes como UPyD o Ciudadanos (aunque no comparta su ideología), no partidos como Podemos que nos llevarían desde Guatemala a Guatepeor.

    Estoy MUY cabreado con el sistema y la clase política, pero no por eso voy a dar mi voto a esos lunáticos, porque sólo quieren sacar tajada y no van a solucionar nada; en todo caso, empeorarlo. Al PPSOE y Podemos ni agua.

    Responder a este comentario
    • LETRA
      LETRA 04/11/2014, 18:58

      ¿Y por qué no tienen que salir de la cárcel los presos de ETA? ¿Quién los ha metido ahí? Pues el Rey de España y la clase política que ha saqueado este país. ¿Qué ha hecho mal ETA que no haya hecho el estado español un millón de veces más? ¿Qué tiene de malo que la gente vote? ¿O que no la roben? ¿O que no la torturen? ¿Qué tiene de malo la violencia, si es para hacer justicia, si tú mismo justificas un millón de veces la violencia para hacer injusticias?

      Y sobre Chavez: ¿Qué tiene de malo reducir la pobreza, o dar viviendas a millones de personas, o lograr que sea uno de los países con mayor cantidad de universitarios del mundo? Los partidos populistas que mencionas nunca lo harían. Lo que piden esos partidos es la unidad violenta de un estado terrorista, ese sí, y corrupto. No hay partidos decentes en la derecha porque la derecha es la encargada de ideologizar la indecencia. Y de que tú pienses que lo blanco es negro y lo negro es blanco.

      Salute.

      Responder a este comentario
      • noesasí
        noesasí 06/11/2014, 21:08

        Y para que quieren casas los venezolanos si no tienen papel de baño, leche o arroz?. Y para comprar lo poco que hay, racionado, deben hacer interminables colas.

        Para que tanto universitario si luego no tienen trabajo? Y simlo comsiguen, su sueldo es de 150€ al mes, como mucho en una moneda artificialmente mamtenida?
        Para que quieren casa y estudios si al salir a la calle tienes más posibilidades de morir por arma de fuefo que en cualquier zona de guerra de oriente medio?.
        Para que quieres estudios si no puedes expresarte libremente en contra del régimen, sí, el régimen

        Responder a este comentario
        • lectorempedernido
          lectorempedernido 07/11/2014, 09:40

          Los que no tienen papel de baño, leche o arroz, tampoco tenían casa donde dormir a cubierto, y si ya la tienen, han ganado MUCHO. Hacer cola para recibir alimentos es menos duro que ver a los niños morir de hambre o trabajar 16 horas en las minas, como hacen los pobres en tantos otros países pobres de Africa, Asia o Sud América cuyos regímenes nunca cirticáis desde vuestra cerrazón anti izquierdista. Que quienes tienen capital no contraten a los universitarios para intentar hundir el “régimen” no impedirá a esos estudiantes tener la formación necesaria para conseguir un trabajo digno y sacar al país de la mierda cuando los capitalistas huyan y la tierra y los bienes que produce vuelvan al pueblo. Cree alguien que con una Venezuela capitalista vivirían como en USA? Yo creo que se parecería más a Haití, a la Cuba pre-castrista o a los estados del norte de México, que buscan a sus jóvenes raptados por los políticos de derechas y la mafia y a los miles de enterrados en fosas comunes por esos mismos elementos, a los que pretendéis entregar también Venezuela.

          Responder a este comentario
          • noesasí
            noesasí 07/11/2014, 15:42

            La tierra y los bienes que produce el país ya son del pueblo, perdón, del gobierno, quién se muestra incapaz de gestionarlos adecuadamente.

            En cuanto a la vivienda, todos los gobiernos anteriores construyeron para los más necesitados. El hecho probado es que hay más chabolas ahora que cuando entró Chávez.

            En cualquier caso, ningún gobierno anterior dio la talla en cuanto a corrupción se refiere, por eso están ahora como están, lo que pasa es que ahora los corruptos son los de la revolución bolivariana y no dejan que los demás se expresen.

            Como ejemplo la visita de Chávez a USA con motivo de su visita a la ONU y su famoso discurso del olor a azufre. Pasó entonces por una iglesia o local en el Bronx donde se despachó a gusto contra Bush, sin que nadie del gobierno ‘imperialista’ dijera nada. Si ud. intenta lo mismo en Venezuela, recibirá una orden de expulsión inmediata, si es que no lo detienen por antirevolucionario.

            Reconozcamos que no lo están haciendo bien, ni siquiera para la clase trabajadora, quién le garantizo que terminará dándole la espalda a Maduro, más pronto que tarde.

            y dejemos de echar la culpa a USA o similares….el problema ha estado y está dentro, alejándonos de cualquier ideología, conservadora o de izquierdas

  9. una
    una 04/11/2014, 14:42

    Completamente de acuerdo con el análisis.

    Responder a este comentario
  10. Chema Ayllón
    Chema Ayllón 04/11/2014, 14:12

    Me pregunto si la sonrisa de Monedero, cuando enseña todos los dientes y relaja el rictus, gesto que se le escapa ante personas de cualquier “ideología”, me pregunto si tambien te asusta. Monedero cuando relatando lo sucedido dice: “…emergimos de la perplejidad…”, ¿como a mi me parece estar contemplando a un poeta y a ti te da miedo su ceño fruncido?…Toño, con todo mi amor, lo del miedo tiene que cambiar de bando a ti te pilla en el bando de los que ya no deben tener miedo. Recuperemos las instituciones y regeneremos la democracia…un abrazo.

    Responder a este comentario
    • Miguel
      Miguel 04/11/2014, 16:38

      Coincido mas contigo Chema que con Toño. A mí lo que me da terror es el gesto de Rajoy cuando habla (es un decir) de corrupción, me da muchísimo miedo escuchar a Cospedal hablar de cualquier cosa, siento verdadero pánico al ver a Montoro y oir a la vicepresidenta me produce horror. Por el contrario oigo a Monedero y siento una placidez absoluta al comprobar que los que tienen miedo son ellos.

      Responder a este comentario
      • Chema Ayllón
        Chema Ayllón 04/11/2014, 17:47

        “…Ojo: el mero deseo de responder, de que alguien responda, es lo que ha logrado que la ciudadanía encumbre a la formación de Pablo Iglesias. Podemos es un recipiente que recoge una lluvia de indignación (de la izquierda, pero también de la derecha, ahí está Bertín Osborne), pero esa lluvia es previa. Es llamativo que otros partidos nuevos no hayan sabido o podido capitalizar ese estado de ánimo colectivo, sin duda porque no han querido bajar al fango de las tertulias televisivas.”

        Rescato este párrafo porque releyendo el texto (lo había leido entrelineas de prisa y corriendo) me ha dado un escalofrío…querido Toño, no debes olvidar que han sido los hijos de lo público en su versión mas rentable para la ciudadanía, los que han diseñado esta estrategia que entiendo a algunos profesionales del periodismo les cueste vislumbrar. Vivimos en un país, en el que cuando llega un grande (encima que viene de lo público), no tenemos los bemoles de reconocer lo valioso de su acto, en este caso que el bipartidismo esté a punto de tocar la lona y que un montón de españoles y de españolas que no sabíamos ni para que servía la política hayamos empezado a militar…en Podemos, nos hayamos encontrado con gente del 15-M, con plataformas municipales, con militantes de la izquierda tradicional jodidos con su partido y con ganas de que esto marche, etc…
        No se que es lo que te parece llamativo, no ha habido nada parecido a la estrategia de Podemos, entender el papel de los medios de comunicación en el sistema actual ha sido clave, tener un discurso perfecto para los medios tambien. Ser de verdad, lo esencial. Dime Toño si alguna vez contemplaste algo parecido, un pueblo indignado que no quiere sangre, que quiere florecer de una vez, con unos portadores de la voz popular como Monedero o Iglesias. ¿Cuales son tus referentes? ¿A ti quien te emociona Toño?

        Un abrazo.

        Responder a este comentario

Escribir un comentario

No se publicará tu dirección de email.
Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

LM65 – Noviembre 2018

Cómprala 4 €

Última hora

Tus artículos

Quorum Global o cómo construir en común

"Las recetas aplicadas hasta ahora no han conseguido el giro de timón que necesitamos. Debemos aprender a escucharnos y a detectar temas, valores y actitudes colectivos", asegura el autor

Los socios/as escriben

Nicaragua: La corrupción de lo mejor

"Durante estos años en España se hablaba muy poco de Nicaragua. Sólo llegaban el color de las banderas rojinegras y el discurso revolucionario de Ortega".