lamarea.com

miércoles 21 noviembre 2018

Política

Las conexiones suizas de la familia de Xavier Trias

Una lista interceptada a un trabajador de banca en 1958 detallaba las tres cuentas bancarias de la Societé de Banque Suisse que figuraban a nombre del padre del alcalde de Barcelona

29 octubre 2014
10:40
Compartir
Las conexiones suizas de la familia de Xavier Trias
XavierTrias, alcalde de Barcelona.

JESÚS RODRÍGUEZ, DAVID BOU, ISA BENÍTEZ // Suiza no es un país ajeno al alcalde de Barcelona. Las profundas relaciones comerciales y profesionales de Xavier Trias y su familia con la confederación helvética han alimentado algunas especulaciones que vinculan a los Trias con el tráfico de divisas y el fraude fiscal. Esta semana el diario El Mundo ha publicado dos informaciones, según las cuales Xavier Trias habría poseído durante años una cuenta corriente en la Union de Banques Suisses de Ginebra con 12.986.730,80 euros. Trias ha presentado una querella contra el rotativo español y asegura con contundencia que la acusación es totalmente falsa.

Pero los vínculos de la familia de Xavier Trias con la banca suiza y las divisas del país helvético no son una fabulación. En 1958 la policía española detuvo, tras cruzar la frontera de La Jonquera, a Georges Laurent Rivara, un agente comercial de la Societé de Banque Suisse que llevaba encima una agenda con el número de cuenta, la contraseña, los apellidos y el nombre de 872 clientes del banco que tenían domicilio en Madrid, Bilbao y Barcelona. Entre los nombres de la lista estaba Juan Trias Bertrán, padre de Xavier Trias, quien estaba identificado mediante diferentes códigos -237, E-9 y E-7- como titular de tres cuentas bancarias en Suiza. También figuraba como titular de una cuenta bancaria el tío del alcalde de Barcelona, Ramón Trias Bertrán. En la lista, asimismo, constaba Florenci Pujol Brugat, padre de Jordi Pujol Soley, a quien le imputaban dos cuentas corrientes con los códigos P-82 y T-21. De hecho, en el Boletín Oficial del Estado del 9 de marzo de 1959 se publicó una sanción de 30.000 pesetas a Juan Trias Bertrán, padre del actual alcalde barcelonés, por la tenencia irregular de 3.000 francos suizos.

En 1973 Xavier Trias estuvo trabajando en la ciudad de Berna en el ámbito de la investigación de las enfermedades metabólicas y su diagnóstico y tratamiento. A partir de ese año se incorporó al equipo de pediatría del Hospital Infantil de la Vall d’Hebron. Es el segundo hijo de una familia de doce hermanos. Su hermano mayor, Joan Maria Trias Vidal de Llobatera, es quien se convirtió en la mano derecha del padre, y quien más relación estableció con sus negocios farmacéuticos. Ambos fueron los impulsores y protagonistas de un acuerdo comercial que fue clave para incrementar la fortuna de la saga.

A finales de 1979 la empresa Industrial Farmacéutica Española SA (IFESA), controlada por Juan Trias Bertran (padre de Xavier Trias) y el empresario de Esplugues de Llobregat Jacint Esteva Vendrell, desarrolló la cortisona Chemicitina, un antibiótico que se demostró muy eficiente para curar ciertas infecciones gástricas. Interesada en este nuevo fármaco, fue en marzo de 1980 cuando la multinacional sueca Astra puso sobre la mesa una atractiva oferta económica para conseguir entrar en el Consejo de Administración de IFESA y garantizar el acceso estratégico de Suecia a este antibiótico. Fue el 16 de marzo de ese año cuando una delegación encabezada por Juan Trias (padre) y Joan María Trias (hijo) viajó hasta Estocolmo, donde firmaron el trato comercial y formalizaron así la incorporación de los suecos Ulf Widendgren, Per-Olof Martensson y Bertil Larsson, al Consejo de Administración de la empresa. A partir de entonces se rebautizó como Astra IFES SA, y en 1994 pasó a ser Laboratorio Astra España SA. Actualmente responde a la denominación de Astrazeneca, y tiene delegaciones en un centenar de países. Nunca trascendió la cuantía exacta de la operación que enriqueció considerablemente los bolsillos de la familia Trias, pero en el registro mercantil se hizo constar un incremento accionarial de 200 millones de pesetas de la época. Uno de los empresarios que participó del trato fue Miguel Arnau de Guelcén. Este socio de la familia Trias fue multado con 300.000 pesetas (según consta en el BOE) en 1969 por la tenencia ilegal de 11.089 francos suizos.

El regreso a la ciudad condal de parte de aquella delegación empresarial, con el botín del suculento acuerdo comercial, sin embargo, no se hizo mediante un vuelo directo Estocolmo Barcelona. Según ha podido saber la Directa, Juan Trias Bertran y Joan Maria Trias Vidal de Llobatera, padre y hermano de Xavier Trias, hicieron una extraña escala de un día en Ginebra (Suiza) antes de llegar a Barcelona, aunque el vuelo comercial más rápido y directo a la ciudad condal era Estocolmo-Niza-Barcelona. Coincidencias de la historia, fue también aquel 1980 cuando Florenci Pujol traspasó una fortuna sin declarar depositada durante años en bancos suizos a los siete hijos de Jordi Pujol y Soley. Y es que hay que recordar que los viajes a Suiza y Andorra para visitar oficinas de entidades bancarias eran una práctica habitual y normalizada entre las élites de la alta burguesía catalana de la época.

[Artículo publicado originalmente en La Directa]

¿Sabes que 'La Marea' rechaza la publicidad sexista y la del Ibex35?

Un medio debe ser tan libre como coherente.

Protege nuestra independencia.

SuscríbeteHaz una donación

La Directa

La Directa

1 comentario

  1. Verbarte
    Verbarte 29/10/2014, 13:56

    Estoy de patria, banderas, dioses y reyes, hasta el alma. Todos los símbolos verdaderos y universales que acechan en las esquinas ideológicas son, a la postre, falsos y excluyentes, pervertidas amenazas a la solidaridad y su proyección social. http://wp.me/p2v1L3-AH

    Responder a este comentario

Escribir un comentario

No se publicará tu dirección de email.
Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

LM65 – Noviembre 2018

Cómprala 4 €

Última hora

Tus artículos

Quorum Global o cómo construir en común

"Las recetas aplicadas hasta ahora no han conseguido el giro de timón que necesitamos. Debemos aprender a escucharnos y a detectar temas, valores y actitudes colectivos", asegura el autor

Los socios/as escriben

“Próximo año en España”, desde Berlín

La asamblea de Izquierda Unida en Berlín organiza un tour para recordar a los brigadistas y exiliados de la guerra civil española.