lamarea.com

miércoles 21 noviembre 2018

Los socios/as escriben

Una nueva IU-CM por patriotismo de organización

“Que muchos militantes y cuadros de IU están al límite de tirar la toalla es algo que sabe cualquiera”, asegura el autor

11 octubre 2014
11:19
Compartir

Cualquiera que tenga un poco de contacto con militancia de IU-CM (sospecho que de toda IU) ha podido constatar el efecto demoledor del asunto de las tarjetas de crédito. Ya había una importante crítica a lo que se había hecho en Cajamadrid-Bankia. Tanto en la última asamblea regional como en la asamblea federal de IU-CM e IU se aprobaron sendas resoluciones muy duras con lo que se había hecho en nombre de nuestra organización allí. En 2012 se anunció la expulsión de Moral Santín, que él vistió de decisión personal aprovechando que una organización democrática no puede expulsar a sus miembros a golpe de anuncio en la prensa. E incluso IU se había querellado contra él como contra el resto de los consejeros del tinglado.

Pero el asunto de las tarjetas es moralmente desolador, es obsceno, aunque sólo sea una guinda de un pastel putrefacto implica que mientras miles de militantes se dejaban horas, esfuerzos, sinsabores e incluso algo de dinero intentando cambiar el país, había quien se aprovechaba de ellos para atornillar el sistema caciquil político financiero enemigo y forrarse por la vía civil o militar. Que muchos militantes y cuadros están al límite de tirar la toalla es algo que sabe cualquiera. Como sabe cualquiera que eso sería demoledor para Izquierda Unida: desde luego en Madrid, pero si sucede en Madrid el daño para el conjunto de IU será inmenso.

Ayer se celebró el primer Consejo Político Regional desde que estalló el escándalo concreto de las tarjetas. Se abordó el asunto de las tarjetas, pero dado el formato que se adoptó no tuve la oportunidad de intervenir. Sin ánimo de generar fracturas internas, que hoy también serían letales para IU-CM, pero con la voluntad de que pasen cosas (porque hacer como si nada también sería letal) expongo aquí lo que habría dicho esperando que sea útil para el futuro inmediato de mi organización.

En IU-CM se ha abierto una comisión de investigación sobre el caso Bankia, las tarjetas y los escándalos anexos. Estoy seguro de que de esta comisión saldrá luz y que señalará a personas que tuvieron responsabilidad en que falláramos, en que en nuestro nombre se hiciera lo contrario de lo que somos. Las responsabilidades políticas se depurarán, algunas en muy pocos días, y ese es el canal.

Ello no es incompatible con la constatación de que en este momento tan difícil IU-CM necesita exhibir que aquella es una época distinta. No peor, no mejor, simplemente una época distinta a una nueva IU-CM para este tiempo crítico. No se trata de un eslogan sino de una necesidad urgente para la supervivencia como organización. Es lo que algunos han llamado “una refundación express”. Y sólo se puede exhibir con un golpe de efecto consistente en que las personas que evidentemente han representado la IU-CM de estos años den un paso al lado. No porque sean culpables de nada sino por generosidad con su organización, por generosidad con IU-CM. Tampoco porque formen parte de tal o cual parte interna: no se trata de transmitir que dentro de IU-CM ha ganado tal o cual bando: esa dinámica es hoy tan letal como el mero inmovilismo real o aparente.

Lo único que hoy puede ser un paso útil para la revitalización de IU-CM y la devolución de la ilusión a todos esos cuadros y militantes no es ninguna suerte de venganza ni de derrota sino la puesta en marcha de una nueva IU-CM en pocos días y para ello es imprescindible un cierto patriotismo de organización, traducido en la generosidad que supone sacrificar el protagonismo personal para permitir que entre todos superemos con la celeridad imprescindible el ánimo tan tocado; que comprobemos que a diferencia de los caraduras que tiraban de tarjeta, las personas engañadas por ellos sí que ponen su organización y las luchas a las que ésta sirve por encima de su posición personal.

No tenemos mucho tiempo. La estocada nos vino en un momento de máxima complejidad política en general y para IU en particular. Del mismo modo que el patriotismo no es exhibir banderas banderas y cantar himnos sino defender los servicios públicos el patriotismo de organización se demuestra hoy haciendo lo necesario para que la organización capee este desastre incluso no siendo responsable del mismo. A ello apelo a los compañeros adelantando que esa generosidad sólo podrá ser agradecida más allá de cualquier diferencia política.

 

faldon_noticias

¿Sabes que 'La Marea' rechaza la publicidad sexista y la del Ibex35?

Un medio debe ser tan libre como coherente.

Protege nuestra independencia.

SuscríbeteHaz una donación

Etiquetas

Valora:

(Ninguna valoración todavía)
Cargando…

Artículos relacionados

 
Hugo Martínez Abarca

Hugo Martínez Abarca

Blog de política del diputado autonómico de Convocatoria por Madrid (Podemos) en la Asamblea. Hugo es licenciado en Derecho y Economía, y en Ciencias Políticas.

3 comentarios

  1. cayetano
    cayetano 14/10/2014, 14:28

    Depurar responsabilidades políticas, en román paladino, se traduce en dimisiones de quiénes por acción, omisión u desconocimiento no impidieron dichas actuaciones.
    Sí dichas responsabilidades afectan a las figuras protagónicas de IU en Madrid, es algo a dilucidar.
    Quizás la experiencia, aconseje la creación de órganos de control, respecto de quiénes desempeñen funciones de consejeros en nombre de IU. Regulándose el seguimiento e información a las direcciones colegiadas por parte de l@s mismos.
    L@s corrupt@s no suelen mostrarse como tales, hay tenemos el caso emblemático de Jordi Pujol. Las estructuras tanto institucionales como económicas, son caldo de cultivo de corrupción. Por tanto, ninguna casa esta exenta nunca de corrupción. Menos aún cuando el fenómeno es estructural. Por ello, debemos de arbitrar controles internos, dado que las inercias de las tareas en las direcciones políticas no dejan espacios al mismo.
    Con ello, ni justifico ni condeno la actuación de dirigentes polític@s madrileñ@s. Dichas responsabilidades políticas se estan determinando y dirimiendo en estos momentos, por lo que anticiparse desde el desconocimiento no es serio.
    Sí las primeras figuras son responsables políticamente, deberán dimitir, en caso contrario su posible renovación debería enmarcarse en otros motivos, pero no por lo que no son responsables.

    Un cordial saludo.

    Responder a este comentario
  2. maiakoski
    maiakoski 14/10/2014, 07:59

    El problema no son solo las tarjetas (que también)el problema es que ese señor y algun otro estubo años y años como representante de izquierda unida en el consejo de Bankia y ni fiscalizó, ni propuso alternativas ni protestó, nientras una caja de ahorros se transformaba en un mal banco con infulas, con inversiones actuaciones y una filosofia que nada tenia que ver con la que inspiraba en su creacion las cajas, y esto lo sabian todos, los dirigentes el consejo politico y la asamblea, como queremos defender la banca pública si somos cómplices de los que la destruyen y callamos la boca siempre que nos condonen deuda o nos den creditos ventajosos, el señor Santin con la aquiescencia de nuestra organizacion se llevaba crudo en A una buena pasta por no hacer nada y eso era del conocimiento de todos, ademas se lo llevaba en B, pues vale.

    Responder a este comentario
  3. María
    María 12/10/2014, 14:18

    Todos mis respetos y mis mejores deseos al futuro de IU.
    Hace “4” días, mientras podían consumir sin límite, todo el mundo (salvo una minoría sensata) estaba entusiasmado con la dictadura capitalista y solamente los partidos de izquierdas, es decir a la izquierda del mal autodenominado PSOE,
    se mantenían fieles a sus principios contra viento y marea, entre la general hostilidad y descalificaciones.
    ¿qué han cometido fallos y errores? sólo el que no hace nada no los comete.
    ¿qué ha habido traidores en las filas?
    ¡Ay si solo fuera en IU!. Diría que hoy día se cuelan hasta en la más honorable familia. ¡qué tiempos más complicados los que nos está tocando vivir!.
    Sin embargo tengo que decir que la gente que integra I.U. en mi Comunidad parece gente de probada honestidad.

    Responder a este comentario

Escribir un comentario

No se publicará tu dirección de email.
Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

LM65 – Noviembre 2018

Cómprala 4 €

Última hora

Tus artículos

Quorum Global o cómo construir en común

"Las recetas aplicadas hasta ahora no han conseguido el giro de timón que necesitamos. Debemos aprender a escucharnos y a detectar temas, valores y actitudes colectivos", asegura el autor

Los socios/as escriben

“Próximo año en España”, desde Berlín

La asamblea de Izquierda Unida en Berlín organiza un tour para recordar a los brigadistas y exiliados de la guerra civil española.