lamarea.com

domingo 23 septiembre 2018

Opinión

La oportunidad de Izquierda Unida en el ciclo electoral

“Si uno aspira a dar un salto cualitativo tiene que cambiar las formas organizacionales y de mensaje para generar la ilusión”, según este diputado.

<em>La oportunidad de Izquierda Unida en el ciclo electoral</em>

Si hiciésemos una foto a la sociedad española en el momento actual, a inicios de 2014, probablemente lo primero que nos llamaría la atención es el explícito y permanente conflicto político. Las calles se han llenado en los últimos años de ciudadanos que defendemos espacios de poder que en otro tiempo creíamos asegurados. Cuestiones educativas, sanitarias, de vivienda, salariales, laborales en general o, sencillamente, una mezcla de todo. El proceso de desamortización social que estamos viviendo es real y, de hecho, puede explicarse atendiendo a sus fundamentos económicos y a la necesidad de supervivencia de un sistema económico implacable con el ser humano. No obstante, creo que podemos señalar tres factores que ayudan a entender el mapa político en el que nos situamos.

En primer lugar, hasta el momento las luchas sectoriales han predominado sobre las luchas estructurales. Las diferentes mareas, que expresan un movimiento de protesta heredero del 15M, no han terminado de confluir en una gran marea o tsunami ciudadano. En segundo lugar, la actitud es esencialmente defensiva. La percepción es que estamos ante una regresión social efectiva, y que el deber moral o la necesidad vital trata de impugnar. Y en tercer lugar, la manifestación institucional de todo ello es el desencanto y el descrédito respecto al sistema político, por un lado, y el creciente peso relativo de organizaciones políticas que tratan de canalizar el descontento, por otro lado.

Este último punto merece la pena abordarlo con rigor. Se ha hablado de desplome del bipartidismo, y bien creo que es así. La ciudadanía ha dejado de confiar, en términos generales, en los dos partidos políticos que han gestionado el país durante el tiempo en el que se gestaba el desastre actual. La intención de voto parece un buen indicador de ello. Sin embargo, ese fenómeno no se ha traducido en un ascenso igual de otras formaciones políticas. En realidad, la verdadera beneficiada del proceso es la suma de la abstención y el voto en blanco. Los datos no dejan lugar a dudas:

Gráfico Garzón

Probablemente esto se deba a que los ciudadanos no impugnan únicamente el bipartidismo sino el sistema político mismo. Asociada la política institucional española a un eje izquierda-derecha, donde PSOE y PP representaban ambos polos, el fracaso de ambos partidos es también el fracaso de ese eje como forma de identidad política. Que es, no cabe duda, el eje dominante en el que ha operado la política desde la Revolución Francesa.

Así las cosas, no podemos quedarnos en la epidermis del problema. Tratemos, más bien, de profundizar en las causas últimas de este fenómeno. Y me parece encontrar al menos tres importantes. La primera, el proceso de desdemocratización de las instituciones públicas, que incluye la mercantilización del espacio público y el regalo de los instrumentos políticos a instituciones alejadas de la ciudadanía (como el BCE o la Comisión Europea). El efecto es que la gente no siente que el Parlamento sea útil, en un sentido amplio. La segunda, que los casos de corrupción se perciben como generalizados y se asocian a la estructura oligárquica de los partidos políticos, desconectados totalmente de los representados. Así, a partir de la falta de mecanismos radicalmente democráticos en los partidos se ha creado un imaginario de clase política corrupta que lo abarca y contamina prácticamente todo. La tercera, que la frustración natural producto de una grave crisis económica se dirige a quienes, al menos formalmente, deberían dar respuesta a los problemas de la ciudadanía y sin embargo no lo están haciendo. ¿A quién interpelar sino a los formalmente propios representantes?

En este contexto Izquierda Unida está consiguiendo sentirse representante de, aproximadamente, el mismo porcentaje de representados que en 1996. Pero a la vez es incapaz de absorber el desencanto político que está, por el contrario, nutriendo las filas de la abstención y el voto en blanco. Esa creciente abstención proviene fundamentalmente de las filas de los dos partidos mayoritarios, y probablemente poco o nada identificados con las posiciones más radicales del eje izquierda-derecha.

Lo que tenemos es un sector cada vez más amplio de la ciudadanía que no se siente representado y que está, de facto, fuera del sistema político. Está desilusionado, desencantado, destensado políticamente. Sin embargo, según las encuestas es un sector que simpatizó con el 15M, apoyando su filosofía e incluso sus propuestas, pero también con la Plataforma de Afectados por las Hipotecas. Es un sector, como apunta Fernández Liria en su reciente artículo, que comparte con los sectores más ideologizados las reivindicaciones sociales de resistencia, esto es, posee un sentido común que dice que no es justo que nos roben nuestros derechos. Por lo tanto no es un sector despolitizado per se, sino un sector sencillamente sin ilusión política. Perciben el actual sistema como algo gris, producto de formas de organización que no se adecúan a las necesidades sociales actuales.

Si se acepta lo anterior entonces no tenemos más remedio que reconocer que no estamos ante un problema de programa político, en el sentido clásico de la palabra, sino en un problema de enfoque político. Porque si uno se sigue moviendo en un marco con el que no se identifica un sector creciente de la población, sólo puede aspirar a mantener reducidos porcentajes de aceptación. Si, por el contrario, uno aspira a dar un salto cualitativo entonces sabe que tiene que cambiar las formas organizacionales y de mensaje para generar la ilusión, que es el requisito indispensable para poner en marcha el programa sustantivo. Estamos ante la diferencia entre aspirar a gestionar el 15% del voto o por el contrario aspirar a construir mayorías sociales. Hay un largo trecho entre ambas posiciones, a pesar de que se sitúen bajo el mismo programa formal.

Un ejemplo claro de todo esto ocurrió con el 15M. A nadie se le escapó que las demandas formales de Democracia Real Ya, primero, y de las Asambleas del 15M, después, eran en muchos casos plenamente coincidentes con el programa de la izquierda alternativa y, particularmente, de IU. Sin embargo, IU no logró por si sola canalizar la frustración del modo masivo que sí lo consiguió el 15M. No era tampoco entonces un problema de programa político.

Lo que estoy diciendo es que la Revolución Social tiene que ir necesariamente de la mano de la Revolución Política. Y esto, naturalmente, no es nada nuevo. Ya Louis Blanc lo señaló en el siglo XIX cuando trataba de convencer de las ventajas del republicanismo, como paradigma político, a los trabajadores que empezaban a difundir ideas socialistas. Pero también está vinculado con las formas de comunicación política, y tanto el jacobino Robespierre como el bolchevique Lenin sabían que no había otra manera de convencer y estimular al pueblo que a través de la palabra bien expresada. El primero defendió sus tesis roussonianas con una consigna tan básico como la del derecho a la existencia y el segundo no ignoró que los sesudos debates de teoría marxista debían terminar traducidos en poderosas consignas políticas como la de Paz, tierra y pan. Siempre los debates teóricos fundamentan las ideologías, mientras que los discursos se sitúan en el plano de la cristalización concreta. No en vano, Marx escribió El Capital, pero también El Manifiesto Comunista.

¿Qué hacer?

Pienso que Izquierda Unida tiene que decidir a qué aspira como colectivo. Y si, como pensamos algunos, nuestra aspiración es construir la mayoría social, entonces tenemos que adaptar nuestra organización al contexto sociopolítico en el que nos situamos. Ello pasa, necesariamente, por entender que los ciudadanos estamos reclamando participación en todos los niveles. Queremos que nuestra voz cuente, de modo que queremos que nuestros votos en democracia no sean secuestrados por los bancos, las grandes fortunas o la troika. Pero también queremos que nuestra voz como militantes cuente en la toma de decisiones colectivas de la organización. ¡Y que ocurra lo mismo como trabajadores en las empresas! Se trata, en resumen, de democratizar todo espacio de la vida política.

De ahí que una de las formas de recuperar la ilusión de quienes han tirado la toalla pase también por democratizar las instituciones del Estado y las de representación política. Es decir, un verdadero proceso constituyente que proporcione nuevas reglas al juego democrático.

Y ya tenemos debates que se sitúan en la superficie de esa cuestión. La reclamación de primarias abiertas es un síntoma de que hay reivindicaciones de esa naturaleza. Sin embargo, las primarias abiertas no suponen, a mi juicio, solución ninguna. Y en su tipo ideal no tienen encaje ideológico en un partido emancipatorio, como expuse hace unos días. Pero incluso aceptando sus virtudes, que existen, las primarias se quedarían cortas porque se refieren únicamente a la elección de candidatos. Y lo cierto es que lo verdadera y sustancialmente democrático es la participación permanente del representado en la tarea del representante. Es decir, llevar el debate a aspectos tales como la rendición de cuentas, los revocatorios, la transparencia y, desde luego, la habilitación de ágoras para debatir con sinceridad. Se trata, como recordaba el otro día, de neutralizar la ley de hierro de la oligarquía en el seno de las organizaciones políticas. De impedir, en definitiva, que unas pocas personas ostenten el poder efectivo, y la soberanía, que pertenece a la colectividad. Tanto en el Estado, donde el sujeto soberano es el ciudadano, como en los partidos políticos, donde lo es el militante.

Si aceptamos este enfoque entonces tampoco tenemos más remedio que aceptar que las próximas elecciones europeas no son unas elecciones más. Son el primer punto de encuentro de un ciclo político, compuesto por tres procesos electorales, que responde a un contexto socioeconómico que abre la factibilidad de emancipación social. Lo importante no es, ni ahora ni nunca, el resultado electoral per se sino el tejido social que se logra articular de cara a un objetivo político más ambicioso. Me parece más apropiado que el objetivo sea la transformación de la frustración social existente –y ello remite lógicamente al sector abstencionista- en un compromiso político bien definido, todo lo cual únicamente puede lograrse a través de dos mecanismos. El primero, que la organización se sitúe en el conflicto político cotidiano y no concentre todas sus fuerzas en el ámbito institucional. El segundo, que permita en su seno la total participación democrática, que es además la cuna de la legitimidad.

Por eso la elección de la candidatura de Izquierda Unida para estas elecciones -y la naturaleza del proceso correspondiente- no puede ser entendida como un mero accidente en el terreno. Se trata de una oportunidad para comenzar un proceso de adaptación organizativa a un contexto socioeconómico como el descrito más arriba. Se trata de definir, también a través de las formas, si aspiramos al 15% o a la mayoría social.

En efecto, iniciar un proceso de radicalidad democrática es, en realidad, ponernos manos a la obra en la construcción de las mayorías sociales y trabajar por la reconquista de la democracia. Dar al pueblo lo que le pertenece, su soberanía y su derecho a la existencia, es a fin de cuentas el motor de todas las revoluciones modernas.

¿Sabes que 'La Marea' rechaza la publicidad sexista y la del Ibex35?

Un medio debe ser tan libre como coherente.

Protege nuestra independencia.

SuscríbeteHaz una donación

Alberto Garzón

Alberto Garzón

42 comentarios

  1. licenciadoluis
    licenciadoluis 29/01/2014, 21:47

    podemos trabajar en común desde una izquierda abierta, con unas profundas convicciones marxistas y republicanas. Recordando que no somos un “parásito” político sino un movimiento que debe de trabajar desde el consenso y la participación.EMPUJEMOS ENTRE TODOS CREANDO UNA ALTERNATIVA a este sistema capitalista

    Responder a este comentario
  2. MILITANTE EUiA
    MILITANTE EUiA 29/01/2014, 04:26

    Hay una parte de la crítica que no hace el artículo y por lo que veo en los comentarios tampoco se hacen mención. Me refiero al pueblo y su RESPONSABILIDAD para cambiar el poder mediante el voto. Siempre oigo las mismas quejas hacía IU, seguramente de gente que ni siquiera ha ido a votarlos ni piensa hacerlo, que si tienen una estructura institucionalista, que si sigue haciendo el juego al sistema bipartidista, que si primarias y demás zarandajas bla bla bla. Como militante de EUiA, IU en Catalunya (sí, van en coalición con ICV pero JAMÁS se menciona en los medios de comunicación) estoy decepcionado… Pero con la gente indecisa y los apartidistas! Mi impresión es que se está haciendo bien el trabajo, que hay gente con mucho talento como Alberto Garzón en IU pero no sirve de nada si la gente no va a votar cuando haya elecciones y si no a votar a fuerzas políticas como IU en las generales, por ejemplo. Cambiar el sistema fuera del sistema es una idea estúpida, al final la derecha es la que gana y esto no es Ucrania, falta valor, conciencia de clase y MÁS recortes para ablandar la mente de algunos garrulos. Cuando se trata de dar un voto de confianza, tener buena fe en un programa electoral, la gente lo hace con los ojos cerrados por el PP y cuando no al PSOE. Pero a IU NO, por si acaso y encima no ha gobernado nunca. Muchas veces me da la sensación de IU ha gobernado alguna vez por cómo habla la gente pero para desgracia mía y la de muchos camaradas míos ese día feliz todavía no ha llegado.
    Romper la barrera electoral por fuerza bruta de votos aunque nos llamemos Izquierda Plural y nos unamos con Podemos y más gente es muy difícil por no decir imposible, tal y como está estructurada nuestra sociedad , la ley electoral franquista y la baja participación en las elecciones. El ejemplo que pongo yo siempre es Grecia. Para mi es como ver a este país a años vista y nuestro “hermanos” de Syriza son un claro ejemplo. En las última elecciones allí, a punto de ganar en las encuestas pero por un puñado de votos y una mezquina coalición con el PASOK (PSOE griego) la derecha Nueva Democracia consigue formar gobierno. Dicen que a la tercera va la vencida, esperemos otro intento para 2015. Y una salida del € si que despejaría la mente de mucha gente que sigue “atribulada”. Sucesos así que podrían cambiar el estatu quo de este país. A veces la letra, con sangre entra, va a ser que es verdad…

    Responder a este comentario
  3. Alex Cerdeño
    Alex Cerdeño 28/01/2014, 17:36

    Me parece que el articulo no capta que la gente no ve IU, por que IU no existe, esta enclaustrada como los demás partidos.No se le ve convocando asambleas de ciudadanos, no se le ve convocando huelgas indefinidas para acabar con esto, no se le ve convocando a las mareas para que se unan en una comun, no se les levantándose en bloque del parlamento y abandonarlo diciendo esto es una mierda, no se le ve a su sindicato obrero moviendo a las masas y luchando contra la reforma laboral.
    El pueblo puede ser ignorante pero no tonto, IU esta en la onda de los demás partidos y no tiene huevos de salir del armario y mover a la sociedad. Eso es lo que la sociedad ve y por eso el voto no se decanta hacia Izquierda Unida. IU se esta convirtiendo en un cómplice necesario del PPSOE

    Responder a este comentario
    • Octavio Artes
      Octavio Artes 28/01/2014, 19:17

      Coincido contigo plenamente, no han dado un paso al frente desmarcandose del resto de partidos. Estan instalados en un conformismo inaceptable.

      No hablemos de sindicatos, otra nueva casta de privilegiados que ni movilizan ni hacen nada ante las reiteradas pérdidas de derechos de los trabajadores.

      Responder a este comentario
  4. javico2203
    javico2203 28/01/2014, 17:11

    Creo que, estratégicamente, Podemos es la mejor opción para todo el conglomerado de partidos pequeños sea cual sea su objetivo. Alcancemos el poder y ya con él que cada uno influya en la medida de sus capacidades en la dirección que quiera. Esto situa a IU en una posición política cómoda, si realmente confian en sus argumentos y sus estructuras. Si Podemos fuese una idea de los que están les puede haber salido el tiro por la culata si la izquierda esta agil y toma la iniciativa. ´Estirems tots y ella caurá´ que me perdonen los catalanes por la ortografia. Como poco conseguiriamos echar a los que están.

    Responder a este comentario
  5. Albertillovernel
    Albertillovernel 27/01/2014, 11:44

    Estoy de acuerdo en el análisis, pero seguimos teniendo un problema enorme; tan grande como las capas enteras de ciudadanos que se sienten como suyos los ideales de izquierdas pero no votan por sistema. Las excusas son variadas: el mensaje “todos son iguales”, “me da igual la política”, que la misma derecha está tratando de extender, precisamente porque saben que el mensaje cala mucho menos en sus votantes que en los de opciones opuestas; es una labor de tenaz zapa de las instituciones y la democracia que caracteriza a los neoliberales a lo ancho del mundo.
    También hay una excusa, quizá de las más dañinas porque parece no desaparecer con el tiempo, que consiste en mucha gente informada, culta, pero que cree que las elecciones se anularán si nadie vota, lo cual es sencillamente imposible. En teoría, bastaría un solo voto por circunscripción para validar las elecciones con todos los escaños del mismo lado, y quien los obtuviera presumiría de ello e incluso lanzaría a las fuerzas represivas contra quien protestase por ello. Han sucedido cosas similares en pueblos donde no había candidatos para las municipales y la alcaldía se la ha adjudicado algún advenedizo de corte neonazi con un puñado de votos, menos del 1% del censo. Contra esa errónea concepción del abstencionismo es contra lo que hay que luchar y hacer pedagogía.

    Responder a este comentario
  6. RJSamper
    RJSamper 27/01/2014, 09:48

    ¿Por que no sube? yo me pregunto tb, ¿por que permite cosas como ICm? ese es el cambio que se quiere, gente como Santin (consejero de Bankia por IU) , o Carlos penit(Imputado,Condenado,Indultado “Jefe” de IuPinto) en los cuales se apoya ICM,sin contar mas que la punta de iceberg,por que no actua Iu de una vez, o se deben favores?.A veces me da que con ser Bisagras nos vale, pq si no no se entiende que se escuche y se abran ñlas puertas a nueva gente y no las viejas filas que ya se ve a q pueden llegau mas que al 15%. O llegamos a la gente o nos juntamos y escuchamos a la calle o nos juntamos de una vez con Podemos y todos los frentes que hay y se ha ofrecido a Iu y esta se niega a participar ya que se ve en ascenso y con sillon como madrid y AdA, o eso sigamos donde estamos y critiquemos a quien critica y no analizemos la critica.

    Responder a este comentario
  7. etcnoticias
    etcnoticias 27/01/2014, 08:50

    Entre tanto, una escisión de Podemos ya ha creado Sumamos, también para aglutinar el voto de izquierdas:
    http://etcnoticias.wordpress.com/2014/01/27/tres-amigos-se-escinden-de-podemos-crean-sumamos-y-abogan-por-la-unidad-de-la-izquierda/

    Responder a este comentario
    • Atapuerca
      Atapuerca 27/01/2014, 09:43

      Eso, aprovechando los foros para meter publicidad de vuestro blog nihilista. Os creeis graciosos parodiando todo el panorama político. Pero resultais patéticos.

      Responder a este comentario
  8. Javier
    Javier 27/01/2014, 00:09

    Me alegro por tu artículo Alberto Garzón. Me parece fresco e interesante. Soy militante de IU desde hace más de 20 años, pero eso no es lo importante. Para mí lo importante es LA GENTE, LA HONRADEZ Y LA JUSTICIA. Hemos de conectar con el sentir, la realidad de la gente, pero hay que reconocer que cuesta mucho mover al cambio a la movilización porque tenemos UN CORAZÓN CAPITALISTA y por qué los medios de comunicación buscan que la gente SEA SUMISA, TENGA MIEDO Y NO PIENSE. No se cómo debemos llegar a la gente que se abstiene o que vota en blanco pero lo primero que tenemos que cambiar es el corazón capitalista, eso es un proceso bastante largo. Nuestra lucha es de largo recorrido no se inquieten por eso necesitamos militantes de largo recorrido que no se tumban en el primer viento ni el segundo.
    Un abrazo y gracias por tu aportación y la que hace IU a esta sociedad.

    Responder a este comentario
  9. Marta
    Marta 26/01/2014, 22:29

    No creo que las primarias arreglen nada. A la gente corriente le importa tres pepinos como se eligen los candidatos, solamente importa dentro de IU. ¿A qué primarias se presentó Pablo Iglesias?

    Responder a este comentario
  10. tolata
    tolata 26/01/2014, 21:00

    Ley física: Trabajo=Fuerza x Espacio. Por mucha fuerza que se haga… si no se recorre espacio, el resultado es que no se ha realizado trabajo.

    Dicho de otra forma: Si el esfuerzo institucional (partidos,escaños…) no consigue resultados es mejor hacer otro tipo de esfuerzo. La disolución de TODOS LOS PARTIDOS en un SOLO movimiento que exigiera pocas cosas pero CLARAS y asumidas por el pueblo.

    En Islandia el pueblo se movilizó por pocas exigencias pero claras (deuda, corrupción, derechos fundamentales etc.).
    Por cierto habéis observado lo poco que nos preocupa lo que pasa en Siria, la esclavitud de los obreros asiáticos que no confeccionan la ropa que compramos, el calzado etc.?

    Responder a este comentario
  11. juanma
    juanma 26/01/2014, 20:27

    De acuerdo con lo expuesto en el articulo,creo que falta por analizar el efecto mediático.Representantes de IU llevan una temporada muy larga sin aparecer en los medios de comunicación bien como políticos bien como opinadores,y cuando lo hacen reciben un trato bastante agresivo cuando se le cuestionan preguntas.Mientras otras opciones mayoritarias y últimamente no tan mayoritarias tienen su ración diaria en los medios.Esto en una sociedad desideologizada (pienso yo)como la nuestra tiene mucha importancia a la hora de “jugar” a las elecciones.Esto tiene solución llevando nuestras propuestas directamente a la calle para que sean debatidas,pero supone un tiempo.Con respecto a las primarias abiertas estoy bastante de acuerdo con tu anterior articulo y sigo pensando que son mas antidemocraticas,ya que evita el acuerdo y es una simple cuestión de números.¿Cómo podría “competir” con Pablo I. aunque mis propuestas sean estupendas,si él está todo el día en la tele?.De veraz,no me parece lo mas justo.Un saludo.

    Responder a este comentario
  12. FLOR DE ALMENDRO
    FLOR DE ALMENDRO 26/01/2014, 20:19

    Los deseos históricos,de la unidad de la izquierda,son una contaste en nuestro ir y venir,nos quejamos del huevo y la gallina,si nos ordenamos, de una vez,pondremos nerviosos,pero de verdad al sistema,dando una sensación de unidad, con objetivos,concretos.para eso hace falta generosidad ideológica,si, he dicho generosidad sin egos, encontrando un grupo de dirigentes que lo tengan claro hay que cambiar la historia de una vez,convenciendo a la población que esto no es “” ideológico”” que es patriotismo, son los de siempre contra los pueblos,clases,medias,autónomos,pequeños y medianos empresarios,aunar una forma de pensar en la confluencia,no en la discrepancia,tal vez así seremos futuro,han sucedido acontecimientos, en los últimos tiempos lo suficientemente graves como para poner esto en su sitio, estando donde tenemos que estar,en la calle,si hay que dejar el congreso, se deja,y se le demuestra a la población que asiste una izquierda de verdad,la poblacion tiene ojos, a pesar de los voceros, la traición en la izquierda también es histórica,no me gustan los mansos.hay que hacer ver a la población que somos una fuerza homogénea, no una camarilla,la social democracia hay que desterrarla del discurso de la izquierda,simple y llanamente porque no son izquierda.

    Responder a este comentario
  13. andreslibre
    andreslibre 26/01/2014, 20:18

    Seguiremos siempre en el mismo sitio, mientras que la derecha española esta unida hasta con la extrema derecha. La verdadera izquierda: IU, no crecerá porque en España somos muy listos y muy democráticos. Franco lo dejó atado y bien atado.Divide y vencerás. Yo milito y pago mi cuota en IU nunca he visto cerrar las puertas de IU a nadie.

    Responder a este comentario
  14. Alguien
    Alguien 26/01/2014, 19:47

    El PP ganó porque ocurrió la defenestración del PSOE. IU no puede pretender conseguir lo mismo por lo que está consiguiendo el PP. Y es que las cosas no sólo hay que ganarlas… sino también merecerlas.

    Responder a este comentario
  15. Sparky
    Sparky 26/01/2014, 17:54

    En Galicia cuando Beiras e Iu se unieron dio lugar a un entusiasmo que logró un resultado impresionante. En Coruña incluso superaron al PSOE. Si ahora conseguís hacer lo mismo con PODEMOS, 15M, PAH, EQuo,etc etc la gente va a premiar el ver a IU adaptándose, dejando atrás las siglas, y apoyando con todas sus fuerzas una candidatura conjunta. Pero cuanto antes mejor.

    Responder a este comentario
    • yotrasto
      yotrasto 26/01/2014, 19:58

      Llevas toda la razón, se tienen que dejar de personalismos y unificar las fuerzas, así conseguiremos algo positivo.
      Falta nos hace si queremos derrocar a este bipartidismo.

      Responder a este comentario
  16. JEGOS
    JEGOS 26/01/2014, 17:53

    Uno de los mayores errores que está habiendo por parte de IU, PCE e intelectuales de izquierda, es la falta de crítica cuando no sumisión a los sindicatos CCOO y UGT. Qué han hecho, dónde están? La movilización debería organizarse desde el sindicalismo y éstos sindicatos verticales han claudicado, desde hace tiempo, ante el régimen.
    Se equivoca IU ignorando este hecho, como el de llevar a cabo el cambio sólo institucionalmente.
    En la calle se consigue la transformación del sistema.El “15% “,en todo caso, en las instituciones.

    Responder a este comentario
    • Takaru
      Takaru 28/01/2014, 15:08

      Totalmente de acuerdo. Suspira CC.OO. y en IU decimos amen aunque no estemos de acuerdo y sepamos hace tiempo que CC.OO = PSOE.

      Responder a este comentario
  17. Paco Podemos
    Paco Podemos 26/01/2014, 17:47

    El PCE es marxista, no? pues no le queda otra que ACEPTAR que las CONDICIONES OBJETIVAS son las que son (que la mayoría social hace décadas que le dio de lado, que existe una demanda popular de otras formas de hacer política, etc)y actuar en consecuencia. Ya no basta con “hacernos oir” ni con “condicionar las políticas del PSOE”, ahora toca JUGAR A GANAR… No es Podemos, ni IZAN, ni Pablo Iglesias quien pone condiciones, es LA REALIDAD quien lo hace. Si IU se quiere SUICIDAR peor para ellos (y para todos), la gente lo que espera de ellos es RESPONSABILIDAD HISTÓRICA y ALTURA DE MIRAS.

    Responder a este comentario
    • Ermitonho
      Ermitonho 27/01/2014, 08:25

      Es obvio que a IU se le está pidiendo mucho más que al resto. He ahí lo responsable del gesto.

      Confío en que en la toma de decisiones de IU se sepa ver esto.

      Responder a este comentario
    • jjj
      jjj 28/01/2014, 20:20

      Las Condiciones Objetivas son eso: condiciones objetivas. Si por Condiciones Objetivas hubiera sido, la esclavitud hubiese durado 3 meses y el feudalismo 3 días y aquí estamos. Se están repitiendo los esquemas de la HGR. Los que sois de la logse o demasiado jóvenes preguntad por ahí.

      Responder a este comentario
  18. Ayazpi
    Ayazpi 26/01/2014, 17:43

    Compañero Alberto la Troica nos esta ganando por goleada y es debido a que el pueblo no se empodera,este no es momento de sacar en las europeas el 10-15 o el 20% es momento de ganar. Ganar explicando a la gente que nos han robado la democracia (DEMOCRACIA REAL YA)profundizar en la democracia y que los pueblos que quieran ser soberanos para decidir su futuro que hagan uso de su soberania;que nos estan robando el futuro,la calle es nuestra (NO NOS REPRESENTAN);es hora de decir que el voto util no nos sirve, hay que decir bien claro y en alto que tenemos que romper con la politica de la Troica (PONER EN MARCHA UN PROCESO PARA NO PAGAR LA DEUDA ILEGITIMA);que el trabajo que existe, es obligatorio repartir entre todos; que hay que parar el trama asesina de los desahucios aprobando dacion en pago retroactiva;etc;etc.
    Nos estamos jugando mucho en las dos,tres elecciones proximas,ilusionamos a la gente con una ruptura clara con el sistema que nos ha traido a esto a traves de un proceso participativo abierto a la ciudadania o en el caso contrario las consecuencias seran terriblemente nefastas.
    Un abrazo.

    Responder a este comentario
  19. Pensador
    Pensador 26/01/2014, 15:54

    IU ha tocado techo y no podrá hacer el sorpasso al bipartidismo mientras siga lejos de algunas de las principales demandas ciudadanas. Por ejemplo, las primarias.
    Mucha gente está abandonando el bipartidismo y busca opciones nuevas. Si IU mantienen estructuras antiguas, no es una opción. Es opción para exvotantes del PSOE, contentos con la estructura del sistema, pero que quieran un giro a la izquierda.
    Pero no para esa gran parte de la ciudadanía que quiere una profundización democrática real.

    Responder a este comentario
    • andreslibre
      andreslibre 26/01/2014, 20:13

      ¿primarias? ¿que garantiza eso? ¿elegir a alguien muy puro? ¿elegir a alguien que sales mucho en la tv? ¿y para qué? Los programas y compromisos se llevan a cabo con equipos y militancia.

      Responder a este comentario
      • Ermitonho
        Ermitonho 27/01/2014, 08:28

        Madre mía, en IU se han quedado con lo más rígido del marxismo y se les ha olvidado la revolución social. Bromas aparte, ¿No es condición básica del marxismo – como de cualquier ciencia- la observación de la realidad? Pues eso.

        Si lo importante no son las personas, pero a la gente aborregada le gustan determinadas personas, que sean esas personas las que defiendan nuestro PROGRAMA, PROGRAMA, PROGRAMA.

        Responder a este comentario
  20. Bizkaino
    Bizkaino 26/01/2014, 15:43

    En total sintonía con este excelente articulo. Pero dicho esto, me asaltan las siguientes dudas: a) El respaldo ideológico-mediatico que recibe el bipartidismo del sector conservador liberal de nuestra sociedad es de tal envergadura que dificultará lo indecible la necesidad del cambio.b) La excesiva fracmentación social existente en el espacio de la izquierda transformadora producida por,entre otras cosas,al égo, a la indebida aspiración personal,a la claudicación ideológica, y a la falta de aceptación democrática de las mayorias, hace que el mensaje y prpuestas de izquierda a la sociedad, sea ocultado por el enemigo ideólogico y desactivado por los grupos que conforma el citado espacio fraccionado.c) Establecer como elemento prioritario la convergencia sin más con todo lo que considera sectores populares de progreso sin nigún tipo de mecanismo de control democrático en lo ideológico, es cuando menos de dificil articulación y peor desarrollo.

    Responder a este comentario
    • Alex Cerdeño
      Alex Cerdeño 28/01/2014, 17:44

      Ya sabemos que la derecha mediática tiene monopolizado los medios pero en cuanto la izquierda empiece a ser izquierda y deje de mirarse al ombligo para mirara a la sociedad la gente los seguirá. Pero la gente nota cuando lo que se hace se hace con interés personal y no con interés social.

      Responder a este comentario
  21. MarcoAgripa
    MarcoAgripa 26/01/2014, 15:24

    Claro que lo que importa, Alberto, es la creación de tejido social motivado y activo, pero las derrotas electorales severas ponen en peligro, incluso, el tejido ya existente. No se debe permitir que IU funcione como una nueva -y absurda- Penélope, tejiendo por el día con discurso y debate, tejiendo con argumentos, y destejiendo en cada noche electoral, con portavoces burocráticos, romos, esperables y somníferos. Todos queremos, sobre todo, el tejido del que hablas, pero las elecciones, la frescura de los portavoces -tu frescura, por ejemplo- la generosidad para integrar otras opciones a la izquierda del PSOE, sin dejarse timar, pero sin mezquindades… todos esos elementos, no lo dudes, son una muy buena máquina de coser. Salud y República

    Responder a este comentario
  22. Por fin
    Por fin 26/01/2014, 13:44

    “Dar al pueblo lo que le pertenece, su soberanía y su derecho a la existencia, es a fin de cuentas el motor de todas las revoluciones modernas.” Absolutamente de acuerdo en esto Alberto. Hagámoslo, trabajemos por ello. Porque democracia verdadera es el único camino a una vida digna. Nada fácil, la democracia hay que construirla (hoy está archi-adulterada-imposibilitada) y mantenerla, y esta tarea comienza con la conciencia de la gente, sacarles de tanto fútbol y tanta memez promovida por los medios, desde la TV a los nada inocentes teléfonos móviles: fábricas de atontamiento. La democracia es un trabajo que debe asumir cada ciudadano, debemos abandonar la emisión de fórmulas fáciles. Digamos la verdad y comencemos a construirla.

    Responder a este comentario
  23. Eduardo
    Eduardo 26/01/2014, 12:56

    Estando de acuerdo en prácticamente en todo lo referido en el articulo por el compañero y camarada Alberto, creo que se está pecando de un exceso de optimismo historico. Digo esto porque indudablemente hay parámetros en los análisis que siempre son obviados o despreciados, y que sin embargo desde mi humilde opinión son desicivos para que se plasmen esos deseos de constituir mayorías de cambio político. Uno de ellos y a mi modo de entender central es la escasa articulación social de nuestro pueblo y de ahí su incapacidad de organziar respuestas relamente colectivas y masivas ante unas constinuadas agresiones, a pesar de la envergadura de las mismas. Esa falta de organziación social y la nula capacidad de la izquierda de disponer de medios de interlocución social propios para disputarle el “sentido común” dominante al poder, hacen que a pesar de la pérdida de influencia de las dos fuerzas centrales del régimen imperante en uestro país, lo que se produce es una redistribución de la capacidad de influenciar y de rep`resentar socialmente entre otras fuerzas órganicas del régimen, leáse los Upd,y nacionalistas de CC, PNV, CiU, …, con los que la correlación de fuerzaw en favor del régimen que desarrolla las políticas neoliberales sigue teniendo una fuerza descomunal. Así en el mejor de los casos PP-PSOE, las fuerzas centrales del bipartidismo engloban el nada despreciable apoyo de 60-65%, el 8-10% de Upd, y otro tanto el resto de nacionalistas, es decir las fuerzas neoliberales en torno al 80% y lñas fuerzas alternativas en trono al 15-20%. Esa correlación de fuerzas tan desigual hacen que las perspectivas de cambio próximas sean una quimera si no se produce algún acontecimiento que conlleve el desplome del régimen en su conjunto y nuevas fuerzs articulen una `propuesta que se abra camino en el caos que se genere. Y eso obliga a esa necesaria y urgente convergencia de fuerzas en un programa común mínimo y que pueda tener la suficiente masa crítica para en caso de que se produzca el “acontecimiento” pueda ofrecerse como alternativa. Por eso las propuestas para ahondar en la entropía carácterística de la izquierda en los últimos 30 años no conduce nada más que a reforzar los pilares del réimen de dominación.

    Responder a este comentario
  24. Atilano
    Atilano 26/01/2014, 12:51

    Interesante artîculo. Aplaudirìa una reorientación de IU en apoyo y desde la movilización social. Desgraciadamente no se aclara que ezte trasvase no tenga mayor interéss que una mayor presencia de IU en las instituciones.
    Sin embargo aplaudiria de nuevo que IU defendiese sus alternativas en la arena y asumiese el veredictopopular. Ahì nos encontraremos.

    Responder a este comentario
  25. ignacio regulez
    ignacio regulez 26/01/2014, 12:50

    Desde luego que en IU no podemos quedarnos en el 15% pero es una base que confia en esta organizacion y desde los gobiernos en aytos y comunidades debemos trabajar para conformar una mayoria social que existe y dar el salto al gobierno del Estado.

    Responder a este comentario
  26. charo
    charo 26/01/2014, 12:41

    Hay que ponerle palabras y nombres a todos los movimientos que asiran al poder y “podemos puede recoger ese desencanto de los que no quieren votar a partidos, pero que estan comodos en una organización distinta. Es urgente un frente electoral único por la ciudadania. Es urgente ese proceso constituyente , al menos en I:U. ES URGENTE ACTUAR POLITICAMENTE A CORTO PLAZO. UNIÓN, UNION ES LO QUE NECESITAMOS PARA ESTABATALLA.
    ¡¡SALUD Y UNIDAD!!

    Responder a este comentario
  27. Turolense
    Turolense 26/01/2014, 11:44

    Bajo mi punto de vista, para conseguir que la izquierda aspire a una mayoria social hace falta un proceso de unión, en el que los partidos de izquierdas (iu,cha, podemos, equo, partido x…) y asociaciones (mareas verde, blanca, morada,stop desahucios…) converjan en 1 sola agrupación que aglutine ese sentimiento del 15M y de democracia ciudadana.

    Responder a este comentario
  28. Joaquín
    Joaquín 26/01/2014, 11:34

    Brillante. Aunque esperaba que mencionarás a Podemos…

    Responder a este comentario

Escribir un comentario

No se publicará tu dirección de email.
Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

LM63 – Septiembre 2018

Cómprala 4 €

Última hora

Tus artículos

10 años después de la crisis financiera: nuestros ‘dirigentes’ nos han fallado, el futuro depende de nosotros 

"El 15 de septiembre se cumplirán 10 años desde que la quiebra de Lehman Brothers abrió una caja de Pandora", afirman.

Los socios/as escriben

Nicaragua: La corrupción de lo mejor

"Durante estos años en España se hablaba muy poco de Nicaragua. Sólo llegaban el color de las banderas rojinegras y el discurso revolucionario de Ortega".