lamarea.com

sábado 23 junio 2018

Sociedad

Las familias de Ofelia Nieto 29 resisten frente al Ayuntamiento de Madrid

El derribo programado para hoy queda anulado a la espera de conocer cuál será el futuro de las tres familias

14 agosto 2013
13:07
Compartir

MADRID// “Muchísimas gracias a todos por vuestro apoyo, por estar aquí. Sin vosotros no hubiera sido posible“. Estas han sido las primeras palabras que María Luisa Gracia ha pronunciado después de saber que a ni ella ni su familia abandonarán su vivienda. Las mismas con las que su hermana Ángeles, llorando de emoción, ha celebrado que el edificio situado en la calle Ofelia Nieto, 29 de Madrid sigue siendo su casa. Unas palabras que han sido festejadas por las cien personas que estaban en la calle y las otras setenta que se habían pasado la noche en la azotea de la vivienda para evitar que la familia Gracia González fuera expropiada por el Ayuntamiento de Madrid.

Las tres familias que viven aquí llevan luchando por conservar su propiedad desde 2004, cuando el ayuntamiento acordó la renovación de la zona mediante un plan de urbanismo en la que la empresa Ortiz Construcciones y Proyectos S.A actúa como contrata.

Uno de los miembros de la familia afectada explica a La Marea por vía telefónica alrededor de las 11.30 horas de la mañana que su abogada ha llegado a su residencia hace unos minutos. A pesar de que la letrada les ha informado de lo sucedido, se ha excusado reconociendo que no puede hacer “ninguna declaración hasta el viernes”.  Por su parte, el Ayuntamiento de Madrid confirma que el derribo se ha aplazado. “Al no poder garantizar la seguridad de los funcionarios municipales, el alzamiento por expropiación del inmueble ha quedado aplazado. Antes de proceder al alzamiento los concentrados comenzaron a arrojar piedras contra los efectivos policiales“, ha confirmado la institución pública.

Ocho furgonetas antidisturbios mas tres coches policiales

Ayer por la noche se convocó una acampada en la azotea de la casa de la familia Gracia González para amanecer ya dentro y tratar de evitar que se produjera el derribo, previsto a las 09.00 horas. A las 07.00 horas se había convocado a los vecinos para que apoyara también desde la calle. A esa misma hora, alrededor de ocho furgonetas de antidisturbios, así como tres coches de la policía municipal, llegaban a esta calle, situada cerca del metro de Francos Rodríguez. Cuarenta y cinco minutos después estaba previsto que un juez se pronunciara al respecto del interdicto presentado ayer por la abogada de la familia como medida in extremis para evitar que el ayuntamiento cumpliera su amenaza.

La gente, tanto dentro como fuera de la casa, cantaba consignas en señal de apoyo y de lucha. A las 08.00 horas en punto las personas que estaban en el balcón han ondeado tres banderas blancas. Era la señal convenida para que los vecinos que estaban en la acera de enfrente por orden de los antidisturbios cruzaran la calle para hacer una sentada en la puerta de Ofelia Nieto, 29. Este ha sido el momento más tenso de la mañana. Unas diez personas consiguen llegar hasta la puerta de la casa, mientras el resto es interceptada, con algo de violencia, por los antidisturbios, que vuelven a obligar a la gente a retroceder hasta la acera opuesta. Ha habido carreras, gritos, forcejeos e insultos pero ningún lanzamiento de piedras o cualquier otro objeto contundente. Mientras se reordena la gente en la acera opuesta a la vivienda, cinco policías levantan a la fuerza, una a una, a las personas sentadas en el acceso a la vivienda ante los gritos y silbidos de la gente en señal de protesta.

Pasados algunos minutos se retoma la calma. A las 08.30 horas la familia aún no tenía noticias de su abogada, que aguardaba la decisión del juez en Plaza Castilla. Mientras, en la calle, los vecinos recriminaban a los cuerpos de seguridad su papel en esta expropiación, y los acusaban de ponerse del lado del poder y de los corruptos en detrimento de aquellos a quien se supone que tienen que proteger. De repente, un policía se acerca con una tímida sonrisa. “Te voy a dar una primicia: nos vamos. Hay esperanza para esta familia“. Cinco minutos después, los antidisturbios se subían en las furgonetas y desaparecen rápidamente.

La calle estalla de alegría. Las cien personas que aguardaban en la calle invadieron la carretera para cruzar al otro lado y festejar en la puerta de la vivienda amenazada que, de momento, sigue perteneciendo a su familia. “Sí se puede“, cantaban. “Es la primera vez que veo que son los polis los que salen corriendo“, se escuchaba. Una media hora más tarde, el portavoz de la Asamblea Tetuán, que había pasado la noche con la familia, anunciaba que iban a convocar una reunión para debatir, junto a la familia afectada, qué pasos deberán seguir ahora. “Esto acaba de empezar, aún tienen 15 días para ejecutar la expropiación“, aseguraba. Tendremos que esperar al viernes para que la familia explique qué ha pasado realmente y qué acciones esperan llevar a cabo en los próximos días. De momento, Ofelia Nieto resiste.

[Noticia actualizada a las 11:45 del 28 de enero de 2015]

¿Sabes que 'La Marea' rechaza la publicidad sexista y la del Ibex35?

Un medio debe ser tan libre como coherente.

Protege nuestra independencia.

SuscríbeteHaz una donación

Maria Cappa

Maria Cappa

2 comentarios

  1. vicent76
    vicent76 16/08/2013, 13:40

    Los antidisturbios deberian empezar a plantarse ya de una vez.
    Ante casos como estos, en los que el abuso por parte del poder, es tan grande y tan descarado, no entiendo como aun pueda haber gente que no se “rebele”, maxime cuando se supone que la policia trabaja en pos de la ley y el orden. ¿que tipo de orden es este en el que un enjuiciado puede echar a unas familias de sus casas con todas de la ley? Es el orden del “desorden” y la injusticia.

    Responder a este comentario
  2. 4lex
    4lex 15/08/2013, 15:31

    Volvemos a Ofelia Nieto 29. Hemos ganado el primer asalto, pero esto no ha hecho más que comenzar:
    https://ofelianieto29.wordpress.com/2013/08/15/volvemos-a-ofelia-nieto-29-hemos-ganado-el-primer-asalto-pero-esto-no-ha-hecho-mas-que-comenzar/

    Responder a este comentario

Escribir un comentario

No se publicará tu dirección de email.
Los campos obligatorios están marcados con *

LM61 – Junio 2018

Cómprala 4 €

Última hora

Tus artículos

La incertidumbre en Italia solo acaba de empezar

"Los votantes del Movimiento provenientes de la izquierda ni se movilizan ni parece que vayan a penalizar un entendimiento con la extrema derecha. Unas nuevas elecciones solo servirían para tener que volver a la mesa de negociación con un Salvini muy reforzado".

Los socios/as escriben

Del “No Callarem”, el nuevo gobierno y otros demonios

"Si miramos los índices de desigualdad, pobreza, precariedad y acumulación de riqueza, la situación para la mayoría de la gente es peor y la precariedad laboral está más en auge que nunca".

La Supremacía: quien no triunfa es porque no se esfuerza (4)

"Entretanto, ¿qué es de la que fue la patria de muchos de nosotros, el Gran Chile? Como todas las ecodictaduras, sigue siendo una tierra de cartillas de racionamiento para la leche y los huevos", escribe Álex Gaita en la cuarta entrega de su serie de ficción.