El abogado de un grupo de neonazis añora la ley de vagos y maleantes

El letrado de los acusados por la agresión a un indigente apela al rechazo a “la vagancia” para justificar una brutal paliza

MADRID// El 23 de agosto de 2009, Rafael dormía en un fotomatón de la zona de la Moncloa de Madrid cuando cinco neonazis le propinaron una brutal paliza que le dejó en coma y le causó la pérdida del habla por lesiones neurológicas. El abogado de uno de los acusados ha asegurado en su escrito, presentado ante la Sala, que “la vagancia” y “el constituirse un parásito de lo decente” lleva a la repulsión y a añorar con “nostalgia de tiempos pasados” la Ley de vagos y maleantes de 1933.

“Hoy empieza a resurgir en círculos políticos que tienden a prohibir la mendicidad, plaga de nuestras ciudades porque hay nostalgias de tiempos pasados”, mantiene el letrado. La Ley de vagos y maleantes que dice añorar fue aprobada durante el gobierno de la Segunda República con el consenso de todos los grupos políticos para el “control de mendigos, rufianes sin oficio conocido y proxenetas”, y modificada durante la dictadura franquista para incluir la represión a los homosexuales.

Según el fiscal que lleva el caso, Mykhaylo T.; Javier R. B.; María Leticia G. D. e Iván L. G., además de Enrique Simón G. C., que se encuentra en situación de rebeldía y no se ha personado en el proceso, se dedicaron a darle patadas en la cabeza a Rafael cuando este pasaba la noche en el fotomatón en la calle Arcipreste de Hita, alrededor de las tres de la madrugada.

El hombre sufrió un traumatismo craneoencefálico con hemorragia interna de la que tardó en curarse 541 días. Como consecuencia de la agresión, le ha quedado una alteración cognitiva-conductual que le limita para cualquier actividad de cierta complejidad, para la cual necesita la supervisión y el apoyo de otra persona. Los agresores se enfrentan a penas de 10 a 12 años de cárcel y una indemnización conjunta de 300.000 euros por un delito de lesiones.

PUBLICIDAD
Banner
Comentarios

4 respuestas a “El abogado de un grupo de neonazis añora la ley de vagos y maleantes”

  1. Justificaciones retrogradas de un abogado fascista que no hacen sino chulear y demostrar el orgullo que el y sus defendidxs tienen ante el atroz y barbaro acto de cobardia que realizaron… son fascismo en estado puro.

  2. Esta gente, las 5 personas acusadas, me producen tristeza, rabia y asco. El abogado sólo me podruce asco.
    ¡Hasta dónde nos puede llevar a las personas la deshumanización de la persona diferente!
    ¡Hasta dónde nos puede llegar la perversión de la profesión, en este caso de abogacía!

  3. Esta gente, las 5 personas acusadas, me producen tristeza, rabia y asco.
    ¡Hasta dónde nos puede llevar a las personas la deshumanización de la persona diferente!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

PUBLICIDAD
Banner